Bancos renuevan plataformas tecnológicas

Foto EE: Archivo

El 80% de los bancos en México están en proceso de reemplazar uno o más de sus aplicativos core, el conjunto de aplicativos que gestiona el trabajo cotidiano de la institución, a través de sus canales de servicio: sucursales, cajeros automáticos, banca móvil, entre otros.

De acuerdo con la encuesta Retos y oportunidades del CIO bancario en México. Actualizan los bancos sus plataformas informáticas , de KPMG en México, que recabó la respuesta de 30 directores de Tecnologías de la Información, de las principales instituciones financieras del país, el 10% de las instituciones iniciarán este proceso en un plazo de un año o menos, y 7% lo hará en cinco años.

Pablo A. Castillón, socio de Asesoría en Servicios Financieros de KPMG en México, comentó que “en los últimos años, gran parte del sistema bancario mexicano ha enfrentado el delicado proceso de reemplazar sus programas y aplicaciones tecnológicas, lo cual es una tarea costosa, que sucede con muy poca frecuencia, y que conlleva importantes riesgos en su ejecución y puesta en marcha”.

El proceso de actualización del sistema bancario responde, sobre todo, a necesidades de mercado, debido a que es muy complicado atender la demanda bancaria en las áreas comerciales y administrativas con plataformas informáticas de generaciones anteriores.

“Estas transformaciones implican cambios radicales en el modelo operativo del área típica de Tecnologías de la Información (TI); por ello, resulta tan relevante conocer la opinión de los encargados de esta área en las principales instituciones bancarias que operan en el país”, destacó el socio.

Configurar una plataforma tecnológica con un diseño funcional, integrada en todos los niveles y operaciones de la arquitectura del banco, llega a convertirse en una de las ventajas competitivas o diferenciadores más importantes de una institución, ya que le permite ofrecer mejores servicios a los usuarios, y brinda a los administradores y altos directivos una visión confiable y actualizada sobre la marcha del negocio.

Para desarrollar esta transformación, la opción preferida por los bancos es el licenciamiento de sistemas de terceros; 43% de las instituciones integradas al estudio utilizaron esta vía para actualizar sus plataformas.

Sin embargo, a pesar de que adoptar un core de terceros es la opción preferida por los bancos, al no encontrar alguno que cumpla con las expectativas de todo el grupo financiero, el 17% de los directivos de Sistemas optan por desarrollar uno desde cero.

Más personal de TI: interno y externo

Actualmente, los bancos están dispuestos a contratar más personal interno y, al mismo tiempo, profundizar sus contratos de outsourcing de TI. Más del 50% estima contratar personal interno durante los próximos 18 meses, y el número crece a 60% respecto del personal externo. Persiste, entonces, el uso generalizado del outsourcing, pero el modelo ha cambiado, ya que la intención de concentrar los procesos críticos de manera interna se ha incrementado.

“El aumento de recursos humanos internos, que va contra la tendencia de los últimos años en todas las industrias, se debe a que los directivos buscan adoptar mejores prácticas de mercado, para crecer y desarrollar nuevos proyectos cambiando el modelo de negocio y aumentando la solidez de su servicio a clientes; además buscan reestructurar las organizaciones con un enfoque más estratégico y competitivo, para dar respuesta a un mayor volumen de temas regulatorios”, indicó Pablo A. Castillón.

Tendencias de innovación

Tanto en materia de actualización del core bancario, entendido como un conjunto de aplicativos que gestiona el trabajo cotidiano de la institución a través de sus canales de servicio; así como en las estrategias de contratación de personal interno y servicios de outsourcing, los bancos buscan las soluciones más innovadoras en materia de servicio, seguridad, flexibilidad y simplicidad de operación. Los directivos de TI manifestaron que una de sus principales líneas de trabajo gira alrededor de servicios de cómputo en la nube o cloud computing.

Las consideraciones más importantes de los directivos acerca de la importancia de subir a la nube parte de los procesos y la información, se refieren, sobre todo, a la seguridad que ofrecen los proveedores del servicio y a la garantía de que la nube estará accesible de manera eficiente; además de que este servicio les permite desentenderse de inversiones en infraestructura física y capacitación.

El negocio bancario y financiero, incluyendo afores, aseguradoras, afianzadoras y otros intermediarios, es de los más regulados de toda la actividad económica en México. Este régimen de control, además, sufrió modificaciones a raíz de las reformas Fiscal y Financiera, que actualizó 33 leyes y creó una nueva Ley para Regular las Agrupaciones Financieras.

En este sentido, 53% de los encuestados manifiesta una percepción negativa con respecto a las restricciones elaboradas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, sobre el manejo de datos de clientes en la nube. Solo 5 de 30 encuestados calificaron la reglamentación aplicable como “positiva”.

La segunda tendencia más comentada es la banca móvil, que hoy es una tendencia madura que continúa evolucionando de manera importante, y que ha tenido un enorme desarrollo en materia de pagos electrónicos. A la fecha, 60% de los CIO de los bancos reportan que 25% o menos de sus clientes utilizan el servicio; solo dos afirman contar con grados de adopción superiores, de entre 25% y 50%.

Finalmente, se les preguntó a los encuestados sobre la percepción hacia las redes sociales, es de sorprender que 30% de los encuestados comentara que “no existe interés”. Si bien no es uno de los temas en la agenda del CIO, los encuestados comentan que son por el momento solo un medio para recopilar información y poderla utilizar dentro del CRM y dentro de sus sistemas de Business Intelligence.

¿En qué invertirían los bancos este 2015?

La situación actual de los bancos en materia de TI es compleja, pero será muy positiva en el mediano y largo plazo, con tendencias de innovación que estarán en movimiento durante los próximos 24 meses. Retos y oportunidades del CIO bancario en México permite ver que la innovación de los bancos se dirigirá hacia la actualización tecnológica, la consolidación en temas de seguridad, y la integración de los canales comerciales.

“De llevar a cabo la actualización del core, y, simultáneamente, alinearse con las disposiciones regulatorias, veremos que este periodo de intenso cambio será benéfico tanto para las instituciones, como para los usuarios del sistema financiero”, concluyó Pablo A. Castillón.

apr

CRÉDITO: 
Redacción