¡Adiós fiestas! Airbnb las prohíbe en sus alojamientos

El limite de ocupación es de límite de ocupación de 16 personas. Foto: Especial

Airbnb prohíbe fiestas y eventos en sus casas, como medida para contener el brote de Covid-19.

La startup precisó que existen estrictas reglas dentro de la aplicación de distanciamiento social para combatir la pandemia.

Las nuevas reglas incluyen un límite de ocupación de 16 personas. Los anfitriones o invitados que traten de eludir las reglas podrían ser excluidos de la comunidad de Airbnb e incluso enfrentar acciones legales, dijo la compañía el jueves.

"Instituir una prohibición global a las fiestas y eventos es lo mejor para la salud pública", declaró la empresa en un comunicado, agregando que la prohibición se aplica a todas las reservas futuras.

Airbnb dijo que el 73% de sus anuncios en todo el mundo ya prohibieron las fiestas en las reglas de la casa, y que algunos anfitriones permiten pequeñas reuniones como baby showers o cumpleaños.

El año pasado, la plataforma comenzó a imponer límites mucho más estrictos, comenzando con una prohibición global a las "casas de fiestas" o anuncios que creen persistentes molestias en el vecindario.

Airbnb también actualizó sus políticas a la luz de la pandemia, removiendo tanto el filtro de "amigable con los eventos" como las reglas internas de "fiestas y eventos permitidos".

La prohibición global se produce un día después de que la empresa anunció que presentó de forma confidencial una oferta pública inicial ante reguladores de Estados Unidos, preparando el escenario para uno de los debuts destacados en el mercado de valores de 2020.

La posible salida a la bolsa subraya un repunte en partes de la industria de viajes, que se vio golpeada este año por restricciones y cuarentenas debido a la pandemia de Covid-19.

Airbnb, con sede en San Francisco, dijo en julio que los clientes habían reservado más de 1 millón de noches en un solo día por primera vez desde el 3 de marzo, en parte porque los viajeros estadounidenses eluden los hoteles y prefieren los alquileres vacacionales locales.

CRÉDITO: 
Reuters