5 consejos para tener una logística inversa efectiva en tu pyme

Foto: Especial

El crecimiento del 81% del e-commerce ha repercutido en la logística, ejemplo de ello es la saturación de pedidos que se vivió a inicios del 2020, cuando se vio rebasada la cadena de logística con entregas tardías y una mala gestión post venta.

Las empresas aprendieron que reducir el tiempo de envío y realizar entregas oportunas permite tener un cliente más leal y que volvería a comprar, en tanto, un consumidor con una mala experiencia no regresará.

Aunque las pequeñas y medianas empresas (pymes) ya tienen más información de cómo presentar sus productos a fin de evitar errores y que el pedido sea acuerdo a los interés del consumidor, como establecer un cuadro de tallas, colores y textura o material del producto, las devoluciones continúan y representan 59% del precio original de un artículo, de acuerdo con The Logistics World.

A nivel mundial se calcula que al año se devuelven 642,6 mil millones de dólares en mercancía. En México, 21% de los compradores en línea declara haber realizado una devolución en el último año, de acuerdo con datos de Asociación Mexicana de Venta Online.

En este sentido el estudio “La eliminación de barreras al comercio digital: desafíos de la logística, realizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), detalla que muchas de las compras que se hacen en línea se realizan con información incompleta, debido a que los datos de los productos no siempre están completas o son imprecisas.

“El ejemplo más obvio es la adquisición de ropa y calzado, pero sucede también con frecuencia en la compra de equipo electrónico y deportivo. Asimismo, el producto puede llegar averiado o defectuoso”.

Además, un estudio realizado por Zebra Tecnologies destaca que 68% de las empresas encuestadas coincide en que las devoluciones de pedidos en línea son un desafío y que 52% agrega un cargo extra por devolución y aquellos que no lo cobran, más de la mitad tienen pensado agregarlo en el futuro.

Lo anterior no es bien visto por los consumidores, debido a que el 51% dice que tener que pagar por la logística inversa los hace pensar doblemente antes de realizar una compra.

Los conejos

Ante este panorama, Oscar Victorin cofundador y CEO de Skydropx refiere que la logística inversa sigue siendo un dolor de cabeza para las pymes, para aminorarlo da cinco recomendaciones

1.- Planificar las devoluciones. Es decir, desarrollar un proceso claro, (con reglas, montos y códigos postales de aplicación) de cuándo sí aplica y cuando no una devolución y comunicarlo al cliente antes de hacer la compra.

“Asegurarse que ese proceso no comprometa el modelo del negocio o la rentabilidad de la pymes.

2.- Asegúrate de tener tiempos cortos de entrega y recolección efectiva. Hay que asegurarse que el producto pase el menor tiempo posible en posesión del cliente, para ello es importante tener al mejor proveedor de logística.

“Es importante entender que entre más tiempo pase para ese producto a devolver en manos del cliente, más riesgo genera para el negocio”.

3.- Haz uso de la tecnología. La tecnología se ha vuelto un aliado para los negocios, actualmente existen sistemas que ayudan a procesar los diferente proveedores de logística en una solo plataforma y ahorrar tiempo, tanto en la entrega como en la generación de ligas.

4.- Gestiona y controla los almacenes. Las compañías requieren dominar los inventarios y almacenes, no solo en salidas, sino también en los ingresos (devoluciones).

“Tenemos que asegurarnos que nuestra herramienta de control de inventarios soporte esas variable y podamos hacer frente a los aumentos y las bajas de inventarios todos los días”

5.- Optimiza las rutas: Esto se puede lograr a través de elegir a proveedores correcto para la ruta, en este punto es importante planear bien la ruta de entrega para no hacer recorridos dobles o con pocos productos.

CRÉDITO: 
Elizabeth Meza Rodríguez / El Empresario