Brinca el "charco" hacia Europa; encuentra tu oportunidad en el Viejo Mundo

Foto: Reuters./ elempresario.mx

Europa representa una oportunidad para que las pequeñas y medianas empresas (Pymes) mexicanas puedan hacer negocio, ya que la Unión Europea está interesada en hacer negocios con México.

En la actualidad, México tiene firmados el Tratado de Libre Comercio con la Asociación Europea de Libre Comercio, en la que participan países como: Noruega, Islandia, Suiza y Liechtenstein.

También cuenta con el Tratado de Libre Comercio con la Unión Europea (TLCUEM), que incluye naciones como: Alemania, Francia, Reino Unido y España, entre otros.

Datos de la Secretaría de Economía (SE) muestran que tan sólo el TLCUEM representa un mercado de más de 455 millones de personas y que éste cuenta con gran poder adquisitivo, lo que representa muchas oportunidades de negocio para los empresarios mexicanos.

Juan Carlos Cabrera, titular del Centro de Desarrollo Empresarial de Nacional Financiera (Nafin), explicó que México es de los países que más tratados de comercio tienen firmados alrededor del mundo, pero la cuestión es que no han sido explotados ni se conocen las ventajas que se pueden sacar de ellos.

Acuerdos subutilizados

“La mayoría de los empresarios se quiere enfocar en los mercados de Estados Unidos y Canadá. Por tal razón, el acuerdo de colaboración económica con la Unión Europea está siendo subutilizado”, lamentó el Directivo de Nafin.

Expuso que actualmente los empresarios que quieren dirigirse a los mercados europeos tienen una ventaja respecto de otros mercados, pues Europa está interesada en hacer negocios en México como parte de su estrategia de expansión.

“Los europeos tienen interés en aumentar los vínculos comerciales con empresarios mexicanos. Se trata de una enorme ventaja, pues cuando alguien tienen el deseo de comprar, es más fácil venderle”, destacó el especialista.

“Hay varios países con muchas necesidades y gustos que pueden encontrar soluciones en productos y servicios mexicanos”, estimó.

Tendencias

Juan Carlos Cabrera dijo: “Francia está enfocado en el consumo de energías limpias y renovables; Reino Unido, en el consumo de productos orgánicos, y España es una población interesada en los espacios turísticos que hay en México”.

“En general, los países europeos están demandando productos orgánicos, bebidas, productos de la industria del regalo, plantas de uso industrial, productos químicos, lanas, algodón, energías renovables, turismo, desarrollo de software y todo lo relacionado a Tecnologías de la Información”, indicó.

Da el paso sin tropezar

Juan Carlos Cabrera argumentó que para dirigirse a esos mercados, las empresas deben estar formalmente establecidas, en principio, y tener una calidad aceptable de sus productos o servicios.

“El tema de las certificaciones es un punto muy favorable en los mercados europeos, sobre todo si son normas internacionales”, puso en relieve el directivo de Nafin.

Destacó las empresas mexicanas necesitan realizar una investigación de los productos más demandados por los mercados europeos para ver cuál de sus productos se puede adaptarse a los mismos y no tratar de vender sin investigar.

“Estamos acostumbrados a estudiar mercados para ver qué podemos comprar, pero no para ver qué podemos vender: hay que desarrollar esa vocación vendedora”, dijo Cabrera.

En México existen diversos organismos para apoyar a los empresarios con herramientas y asesoría para la exportación de sus productos.

Los interesados, finalizó, pueden acercarse para obtener asesoría en el Banco Nacional de Comercio Exterior, a Eurocentro Nafin México y a ProMéxico.

Exporta a Europa

[email protected]

CRÉDITO: 
Alberto Moreno