Recuperación laboral requiere de salud, flexibilidad y capacitación

La salud y bienestar se volvieron prioridad para el retorno. Foto: Especial

Después de un año complicado, las actividades laborales van retomando su camino, los empleados se van reincorporando y muchos de los empleos perdidos por la crisis, se han ido recuperando; sin embargo, para tener un nuevo comienzo exitoso, las estrategias de las empresas deben basarse en tres pilares: salud, flexibilidad y capacitación, revela ManpowerGroup.

De acuerdo con el estudio Revolución de habilidades 2021, elaborado por ManpowerGroup, para el mundo laboral, el bienestar se volvió la principal prioridad con 73%, la implementación de nuevos modelos de trabajo en un 61% la implementación de nuevos modelos de trabajo, y aumentar la capacitación, aprendizaje y desarrollo 38 por ciento.

“La prioridad para los trabajadores es salud y bienestar, en ella se incluye todo el tema de las prestaciones extras que procuren la salud física y mental, así como los programas de wellness, muy de la mano de cómo enfrentar la pandemia y cómo adaptarse a los nuevos modelos de trabajo”, expresó Tania Arita, Gerente Regional RPO México- Talent Solutions.

Arita mencionó que para la nueva normalidad, es vital hacer sondeos a los empleados para conocer si los empleados quieren regresar a las oficinas, ocuparse en un esquema híbrido o mantenerse en el trabajo a distancia completamente.

Lo importante es crear oportunidades para dar a los empleados esquemas que mejor se adapten a sus necesidades. Se trata de garantizar la capacitación para un mejor rendimiento.

“La pandemia vino a acelerar la curva de aprendizaje digital en el empleo en un 30 por ciento. Además las competencias básicas para el trabajador cambiaron en un 35 por ciento. El empleo día con día demanda más habilidades humanas, aquellas que no pueden ser reemplazadas por las herramientas tecnológicas, tales como comunicación, resiliencia, trabajo en equipo, resolución de problemas, esas son las habilidades que más necesitan capacitarse”, señaló.

CRÉDITO: 
Elizabeth López Argueta / El Empresario