Ante posible tercer ola de Covid-19, 60% de negocios ya tiene un plan

Para muchos negocios sería catastrófico. Foto: Especial

A pesar de que los números de contagios se reducen, de acuerdo a los informes de gobierno, y de que poco a poco se restablecen las actividades, una tercera ola de Covid-19 es posible, sobre todo después de las vacaciones de Semana Santa y Pascua.

De presentarse otra crisis, los negocios estarían en conflictos severos, pues muchos ya no resistirían otro cierre, por lo que un 60% ya tiene un plan de acción, revela un estudio elaborado por la fintech Yotepresto.

“Todos los momentos difíciles nos enseñan algo y, en este caso, creo que la pandemia nos ha enseñado a ser mucho más precavidos con el dinero y a crear planes a futuro para contingencias similares. Creo que eso habla de la gran resiliencia que tenemos todos los mexicanos”, destacó Luis Rubén Chávez, CEO de la plataforma.

De quienes dijeron tener un plan para enfrentar otro cierre de negocios, 47% dijo tener ahorros suficientes, 32% tramitaría un crédito, 10% solicitaría algún apoyo al gobierno y el resto haría diversas cosas, como buscar ingresos extra o pedir ayuda a amigos y familiares.

“En estos momentos lo mejor que pueden hacer las personas, tengan o no un negocio, es ahorrar, porque el ahorro va a evitar que sean de este 32 u 11 por ciento que están dispuestos a endeudarse para continuar con su negocio, lo cual les puede traer más perjuicios que beneficios a largo plazo, porque entonces tendrás una deuda por pagar, además de la presión para volver a echar a andar tu negocio”, dijo Chávez.

Mientras tanto, quienes se encuentran en una desventaja son los empleados o trabajadores independientes, ya que 43.9% dijo no tener un plan si los negocios volvieran a cerrarse, 13.4% dijo que tal vez sí tiene uno y solo 42.7% aseguró tenerlo.

La mayoría de estos últimos, 55.8%, aseguró que su plan es buscar otra fuente de ingreso, mientras que 25.5% dijo tener ahorros suficientes como para sobrellevarlo, 13.9% tiene como plan solicitar un préstamo, 2.1% pediría apoyo al gobierno, 1.5% se acercaría a pedir ayuda a amigos y familiares, y 1.2% restante tiene planes diversos.

En comparación, quienes no cuentan con un plan tienen más riesgo a endeudarse y es que 54.9% dijo que buscaría nuevas fuentes de ingresos, pero 17.6% pediría un préstamo, solo 12% podría sobrellevarlo con sus ahorros, 7.7% pediría apoyo del gobierno, 5.6% acudiría a amigos y familiares y el resto tiene otros planes.

“Tener un plan, siempre, impide que nos endeudemos, que es el objetivo en tiempos de crisis. Porque ¿qué pasa si yo pido un préstamo para hacerle frente a una crisis? Pues que entonces debo buscar rápidamente un ingreso para poder pagar la deuda, si no, pues ésta va a subir a niveles impagables y me traerá muchas complicaciones futuras”, subrayó Chávez.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario