Empleados saludables, qué retos enfrentan las pymes

Ariel Almazán, director de consultoría de Salud en Mercer Marsh Beneficios. Foto: Especial

El aislamiento que ha provocado la pandemia y el tener que trabajar desde casa ha impactado en el estilo de vida, provocando que las empresas se interesen más por cuidar a sus trabajadores.

Mantener el bienestar físico y mental de los colaboradores es importante en la sustentabilidad y productividad de las organizaciones. Además, un colaborador sano es más productivo, se enfoca más en las tareas, logra metas y da mayor rentabilidad a la organización.

Una persona sana es una persona que tiene una posibilidad menor de sufrir accidentes y falta menos al trabajo.

Antes de la pandemia los grandes corporativos ya implementaban políticas para cuidar la salud de los empleados, pero las pequeñas empresas se han quedado atrás.

Ariel Almazán, director de consultoría de Salud en Mercer Marsh Beneficios dice que ahora las pymes necesitan romper ese estigma de que hablar de salud es una pérdida de tiempo y la forma de hacerlo es entender cómo capitalizar los esfuerzos en materia de prevención y promoción.

CRÉDITO: 
Elizabeth Meza Rodríguez / El Empresario