Qué medidas de sanidad debe tomar tu negocio durante el Buen Fin

Foto: Especial

A diferencia de otros eventos que fueron suspendidos o realizado completamente en línea, el Buen Fin continua con su versión original, con el objetivo de que los negocios que vieron afectadas sus ingresos en meses pasados por la falta de ventas se recuperen; sin embargo, las medidas de sanidad para evitar la propagación de Covid-19 es uno de los principales retos.

De ninguna manera quisiéramos que el Buen Fin se recuerde como el episodio de contagio de Covid-19, lo que queremos es que el Buen Fin sea ese símbolo de recuperación, ese signo donde todos seguimos cuidándonos, respetado las medidas sanitarias”, mencionó en conferencia de prensa Graciela Márquez Colín, secretaria de Economía.

Este año las condiciones del evento son atípicas y la convivencia se modifica a consecuencia de la pandemia de coronavirus, por ello se decidió extender el programa a dos semanas, del 9 al 20 de noviembre a fin de evitar aglomeraciones y darle más tiempo a los clientes de aprovechar las promociones.

Con la “implementación de estrategias que garanticen el estricto cumplimiento de protocolos sanitarios con medidas de prevención para evitar contagios a quienes decidan acudir a las tiendas “, destacó José Manuel López Campos, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur).

Así, por medio de la aplicación y acatamiento de los protocolos se busca evitar riesgos de contagios por la afluencia de compradores, el manejo de efectivo, de los bienes y servicios, así como del incremento de la movilidad en espacios públicos.

“Las empresas se comprometerán a designar un encargado de vigilar el aforo, el control de entrada y salida para los clientes, al igual que contar con dispensadores de gel con alcohol, y con señalización para respetar la sana distancia”, subrayó.

También se incentiva la venta en línea, pues la tecnología y la innovación permitirán mayor participación en el programa de tiendas en líneas para atender a a aquellos consumidores que optan por comprar desde algún dispositivo móvil o computadora y mantener un distanciamiento social.

Qué medidas deben tomar

El gran reto es encontrar el equilibrio entre la reactivación económica y la disminución de riesgo que implica el comercio, destacó Manuel Carlos Ortega Álvarez, titular de la Coordinación de Salud en el Trabajo del IMSS.

Entre los principales riesgos se encuentra la afluencia de personas en centros comerciales o locales, el manejo de efectivo, el movimiento de mercancía, proveedores, trabajadores y clientes, así como la falta del uso de cubrebocas por algunos clientes, destacó Ortega durante la vigésima secta reunión de la vicepresidencia de Salud y seguridad social.

Las medidas se sanidad para los negocios durante el buen fin se dividen en tres áreas: afluencia de personas, instalaciones y medidas de protección en establecimientos y compras en establecimientos.

Afluencia de personas

  • Promover la compra en línea para evitar afluencia en locales.
  • Promover que las compras sean de manera individual y sin niños.
  • Establecer un horario para adultos mayores (más de 60 años).
  • Establecer un aforo máximo para centros comerciales y tiendas: 30% en entidades con semáforo naranja y 50% en semáforo amarillo.
  • Tomar la temperatura corporal en la frente al ingresar al establecimiento, la cual no deberá superar los 37.5 grados de temperatura, de ser mayor no deberá permitirse el ingreso.
  • Prohibir el ingreso a clientes que no porten cubrebocas o tengan un comportamiento inapropiado (uso inadecuado del cubrebocas, negarse a realizar higiene de manos, negarse a tomarse temperatura en la frente o mostrar síntomas visibles compatibles con Covid-19).

Instalaciones y medidas de protección en establecimientos

  • Los sanitarios deberán contar con lavabo en condiciones adecuadas de operación, (que cuenten con agua, jabón, y toallas de papel desechable).
  • Contar con protocolos de limpieza y desinfección diaria en áreas, superficies, objetos de contacto y de uso común.
  • Asignar a una persona o un grupo de personas para la supervisar y el cumplimiento de los lineamientos de sana distancia que deben seguir las personas trabajadoras y los clientes durante la estancia dentro del establecimiento.
  • Bloquear áreas de descanso y áreas comunes.
  • Proporcionar cubrebocas y protección ocular o facial a los trabajadores que tienen contacto con el público.

Compras en establecimientos

  • Favoreceré los pagos con medios electrónicos (tarjeta de debido, crédito, entre otros).
  • Asignar a una persona por caja para el cobro de efectivo y que esta no manipule mercancía.
  • El trabajador y el cliente deberán usar alcohol gel antes y después de manipular la terminal bancaria.
  • No se permitirá el uso de probadores ni probarse la ropa dentro de la tienda.
  • Promover catálogos electrónicos con las ofertas y las características de los productos.

Ortega Álvarez precisó en que estas medidas no sustituyen a las establecidas por el Gobierno de la Republica para prevenir el contagios por Covid-19, aunque muchas de estas son similares.
Las empresas interesadas en conocer a fondo las medidas de prevención podrán tomar un cuerso en el CLIMSS llamado“El Buen Fin en la nueva normalidad”, impartido por el IMSS, con duracaión de dos horas.
Ortega Álvarez precisó que estas son solo recomendaciones y no obligaciones que deben realizar los negocios, y que de acatarlas la prevención de contagio será más alta.

CRÉDITO: 
Elizabeth Meza Rodríguez / El Empresario