Prevén incremento de facturación electrónica; las Pymes están implementándola

Foto: Archivo./ elempresario.mx

Las pequeñas y medianas empresas están adoptando la facturación por medios digitales, pues obtienen distintos beneficios, explican especialistas.

El Sistema de Administración Tributaria (SAT) tiene contemplado que durante los primeros días de abril del 2011 el número de contribuyentes que expedirán Comprobantes Fiscales Digitales a través de Internet (CFDI) será de 250,000, de los que más del 80% son Pymes.

Pedro Canabal, administrador central de comunicación institucional del SAT, en un evento realizado conjuntamente con Buzon E, empresa proveedora de soluciones de facturación electrónica, dijo que actualmente hay 41,000 contribuyentes que han emitido más de 923 millones de facturas electrónicas, de los que más del 80% son de pymes.

Han visto los beneficios

Detalló que 56% de las facturas totales se han emitido en lo que va del año y que ya que no es complicado adoptar algún instrumento de facturación digital. Añadió que las empresas han visto los de manera real los beneficios.

“El costo de cada factura de papel, dentro de todo el proceso de su producción, es de 162 pesos; el costo dentro de un ciclo de emisión de factura electrónica es de 24 pesos, lo que significa un ahorro de aproximadamente 80%”, explicó.

Implementación

Por su parte, Oscar Howell, presidente ejecutivo de Buzón E, expuso que la empresa atiende actualmente a 27,000 emisores. Lo anterior, basándose en un esquema que ha privilegiado a las Pymes, con métodos de implementación sencillos y bajas inversiones.

Luego de que fueron publicadas las modificaciones a la Resolución Miscelanea Fiscal, la empresa está en proceso para certificarse como Proveedor de Servicios de Expedición de Comprobantes Fiscales Digitales a través de Internet (PSECFDI), con el objetivo de seguir ofreciendo los servicios de facturación con las modificaciones hechas.

Añadió que si un cliente opta por una empresa proveedora de facturas electrónicas se tiene la confianza de que la información que se maneja está mucho mejor resguardada, pues el tema de la seguridad y proveedores de confianza se vuelve vital en asuntos fiscales.

[email protected]

CRÉDITO: 
Alberto Moreno