Pandemia triplicó digitalización de pymes en América Latina

México registró un crecimiento de 13% a nivel mundial. Foto: Especial

Aunque la pandemia del Covid-19 representa una de las mayores crisis de salud y económicas que ha vivido el mundo, también ha sido una oportunidad para evolucionar e innovar, sobre todo para las empresas y especialmente las pequeñas y medianas (pymes), ya que ha sido este momento de la historia que ha permitido la aceleración de la digitalización para los negocios en América Latina (AL), así lo revela el informe “Recovery Insights: Small Business Reset”, elaborado por Mastercard Economics Institute.

De acuerdo con el reporte, cuando la pandemia inició y obligó el cierre de negocios, las pymes que bajaron sus cortinas en el mes de abril de 2020, permanecieron cerradas por seis meses y 12 meses una quinta parte. En México, 31% estuvo cerrada seis meses después, lo que repercutió en su economía.

Al retomar sus actividades, un fenómeno que se observó es que las pymes en AL aceleraron su proceso de digitalización en un 200%, especialmente para vender en línea, tendencia que se incrementó por el encierro y que se augura permanecerá.

“Para una pequeña empresa, conectarse durante la pandemia significó invertir dólares y recursos para tener una presencia en línea viable, pero también el potencial para competir a escala global. Cada vez más, las pequeñas empresas no solo están cambiando a lo digital, sino que están comenzando a ser digitales, minimizando los costos y riesgos”, indica el estudio.

Respecto a las pymes que nacieron en el mundo digital durante este periodo, éstas superaron incluso a la grandes empresas, quienes vieron en este canal una oportunidad para innovar y aprovechar el alcance que ofrecen los canales digitales.

En México, la adopción digital de las pymes creció un 13%, ubicándose en el lugar 11 de los países que aceleraron este proceso.

Los beneficios

Para quienes hicieron la migración al mundo digital, los resultados fueron notorios en poco tiempo. El primero que se apreció fue la atracción de más clientes, seguido del aumento en ingresos.

En relación a los ingresos, se registró un aumento del 5% en el gasto de los clientes y 4.5% en las transacciones en comparación con las empresas de la competencia. Asimismo, creció en 6.4% el gasto realizado por nuevos clientes. Sobre las ventas, 34% creció en el comercio electrónico, algo que de otra forma no hubiera ocurrido.

Ante el aumento de empresas en el ecommerce, cada marca debía ser creativa y ágil para posicionarse como líder, aunque ante las empresas grandes que tienen ventaja con sus economías de escala que les permite competir a bajos precios, el reto era mayor; sin embargo, no imposible. Para ello, se posicionaron como marcas exclusivas y personalizadas, lo que atrae a más clientes, sobre todo a generaciones más jóvenes.

Sobre los sectores que más aumentaron en esta tendencia, en México resaltan las de hospedaje, que superaron a las grandes empresas con un desempeño constante en lo que va del año. Las tiendas de comestibles también han tenido rendimiento constante.

"Vemos oportunidades más brillantes por delante. El cambio a lo digital abrió la puerta al lado positivo de la pandemia: un resurgimiento del espíritu empresarial y la innovación”, dijo Bricklin Dwyer, economista jefe de Mastercard y jefe del Mastercard Economics Institute.

CRÉDITO: 
Elizabeth López Argueta / El Empresario