Pandemia mata ventas de pequeños comercios pero no su rol de abasto social

Desafortunadamente, muchos no sobrevivieron a la crisis. Foto: Especial

Los pequeños comercios están en fuerte crisis por la pandemia, pues de ganar en promedio entre 8,000 y 10,000 pesos mensuales antes de la crisis, ahora registran de 6,000 a 8,000 pesos, de acuerdo con datos de la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (ANPEC). Sin embargo, aunque no es el mejor panorama, su misión de abasto social se mantiene.

“El pequeño comercio es la quintaesencia de esta resistencia al aguantar presión y mantenerse abiertos, honrando su rol y ser el principal canal de abasto popular y de máxima cercanía del país”, explica la alianza.

Cuauhtémoc Rivera, presidente de la ANPEC, explica que no es exagerar el decir que México ha vivido una de sus peores tragedias de la vida moderna; sin embargo, poco se ha dicho de la gran resistencia social como ocurre con los comercios locales, que operan en las colonias populares, periferias urbanas, comunidades rurales y que nunca han dado la espalda a la “población más vulnerable, al continuar abasteciéndole con créditos a la palabra”.

Destacó que los aportes del pequeño comercio a la sociedad, deben ser reconocidos, ya que las cosas importantes que ocurren, por lo general, no llegan a ser noticia, se dan por sentadas, pero el sistema comercial más grande con el que cuenta el país, que a la vez opera como una banca social, anima y reanima la economía local, es una fotografía nítida de la resistencia de los mexicanos a la hora de enfrentar la pandemia del covid de manera estoica y resiliente.

Los que se fueron

Si bien muchos comercios siguen resistiendo y proporcionando a las comunidades lo necesario, hay muchos que no pueden contar un final feliz o al menos satisfactorio.

De acuerdo con datos del Inegi, 1 millón 10,857 negocios, casi 21% del total de las unidades económicas, desaparecieron por la crisis de la pandemia, impacto que se vio más marcado en enero y febrero de este año, cuando se volvieron a cerrar actividades por el repunte de contagios.

Los sectores restauranteros, de comercio y servicios, fueron los mas afectados, quienes perdieron en promedio, 60% de sus ingresos, indica el estudio Impacto Generado por Covid-19 en las Empresas, realizada por el Inegi.

Para los comercios, los meses más difíciles fueron abril (-60%), agosto (-59%), septiembre (-55%) y diciembre (46%).

Aunque el gobierno otorgó créditos para mantenerse vigentes, par muchos comercios no fue suficiente, ya que solo alcanzaba para rentas, surtido del negocio, pago de empleados u otros gastos. En ese panorama, muchos hicieron acuerdos con los arrendatarios, proveedores y toda la cadena involucrada en el negocio.

CRÉDITO: 
Elizabeth López Argueta / El Empresario