Conoce los tres ganadores internacionales del Premios a la Innovación Social

Hope fue el proyecto ganador de Perú. Foto: Especial

La tercera edición de los Premios a la Innovación Social, realizado por Fundación MAPFRE premió a tres ganadores internacionales, quienes recibirán un premio que de más de 30,000 euros para desarrollar sus proyectos.

Los tres proyectos son: una prueba para detectar VPH, una aplicación para personas con discapacidad y un sistema financiero para adultos mayores.

Representando a Latinoamérica, el proyecto Hope, originario de Perú, es un kit de análisis de muestras de ADN con autotoma sencillo y de bajo costo que detecta las cepas de alto riesgo del virus del papiloma humano (VPH) para prevenir el cáncer de cuello uterino.

Así mismo, en el podio se colocó Brasil con la aplicación colaborativa móvil, GUIADERODAS que permite a las personas con discapacidad y movilidad limitada, verificar y revisar el nivel de accesibilidad que existe en un lugar concreto; junto con España, quienes presentaron la solución financiera PENSIUM, que busca facilitar que las personas mayores dependientes puedan financiar sus cuidados asistenciales, en residencia privada o en domicilio, sin necesidad de vender su casa.

Los ganadores, a demás de recibir 30,000 euros para desarrollar sus proyectos han tenido acceso a un programa de mentoring y coaching por parte de IE University para la difusión de los mismos.

La premiación contó con la participación de Antonio Huertas, presidente de Fundación MAPFRE quien destacó el propósito de los premios, dirigidos a mejorar la vida de las personas y estar cerca de los más vulnerables, y que en un momento de pandemia, han evidenciado aún más las debilidades y la desigualdad social, haciendo imprescindible atenderlo para mejorar como sociedad y enfrentar la nueva normalidad.

En este sentido, ha subrayado que toda crisis es una oportunidad y que estos premios son un buen ejemplo. “La pandemia, ha acelerado muchas conversaciones pendientes para hacer cambios significativos, y nos ha recordado a todos que somos una comunidad, que en vez de vernos como competencia debemos ser solidarios para salir mejor de esta crisis. Hoy los ganadores y finalistas, aportan soluciones reales a problemas reales y cuentan con un alto impacto social”, mencionó el directivo.

Como en ediciones anteriores, el certamen se abrió para las regiones de Brasil, resto de Latinoamérica y Europa buscando propuestas innovadoras que contribuyan a resolver y mejorar aspectos concretos en las áreas de salud, movilidad y cultura aseguradora.

Este año la convocatoria, ha recibido un total de 239 proyectos creados por científicos, investigadores, emprendedores, estudiantes de universidades y escuelas de negocios, entre otros, y sólo 26 de ellos, los más disruptivos y con mayor impacto social positivo, optaron a un puesto en las tres semifinales regionales, celebradas este año de forma virtual, y a un programa de mentoring para potenciar la visibilidad de sus proyectos.

Los nueve finalistas han presentado sus propuestas en la final ante un jurado formado por expertos en innovación social, impacto y el mundo empresarial y tecnológico, que ha elegido los proyectos con mayor potencial de impacto social y los más viables desde el punto de vista técnico, económico y organizativo.

Así, con el objetivo de continuar buscando propuestas y soluciones creativas que permitan responder a los grandes desafíos que nos esperan, Fundación MAPFRE lanza la convocatoria para la cuarta edición de los Premios a la Innovación Social, la cual estará abierta hasta el 30 de noviembre, recibiendo proyectos en las categorías de Salud, Prevención, Movilidad Segura y Sostenible, y como novedad Ageingnomics, una nueva categoría que busca encontrar iniciativas que aporten a fomentar el envejecimiento activo, mejorando la calidad de vida de las personas de entre los 55 y 75 años.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario