¡No entres a las redes sociales!

Foto: Especial./ elempresario.mx

Todo el mundo habla de Facebook y Twitter, así como de lo importante que es estar hoy en las “redes sociales”. ¡No dejes que pierda tu empresa, pero mejor planea tu participación en los medios sociales!

Si tu negocio no está metido ahí es casi seguro que reciba los abucheos de los millones de “gurúes” que surgieron alrededor del tema por generación espontánea. El cuento se puso de moda y hoy todos gritan: “¡Tú debes estar ahí!”

Contrario a lo que esos autodenominados “expertos” predican, y a lo que muchas empresas cometen el error de hacer, participar en las llamadas “redes sociales” no es cosa de abrir un perfil en Facebook o un espacio en Twitter para tu empresa. De hecho, entrar por entrar puede ser mucho más riesgoso de lo que te imaginas.

Participar en redes sociales sin una clara estrategia equivale a lanzarse a la piscina en la final olímpica de 100 metros, y tratar de recorrerla en estilo mariposa, sin saber nadar: no sólo te llevarás la rechifla de los espectadores (impacto en reputación y credibilidad), sino que se arriesgaría hasta la vida, en este caso, de tu negocio.

El poder

El consumidor ha adquirido el poder de coronar o destruir marcas y productos a través de las redes sociales y está más que dispuesto a usarlo si las empresas no juegan bajo las reglas “no escritas” de estos nuevos medios.

Intentar vender algo al inmenso mercado potencial de los usuarios de estas redes sin una estrategia previa puede conducir al fracaso.

Por ello, las empresas no deben entrar a “jugar” sin una preparación completa, como se hace al penetrar un nuevo nicho. Algunas recomendaciones para hacerlo son:

  1. Conoce las reglas: en las redes sociales no existe un control absoluto, pero aprendiendo a participar puedes ejercer cierta influencia en ellas.
  2. Invierte en las relaciones, no en las transacciones: abre espacios de diálogo con tus clientes, escúchalos, no intentes sólo venderles.
  3. Tómalo con seriedad: no lo delegues a un chico recién graduado que estudió informática o a un charlatán. El tema requiere planeación y ejecución profesional.
  4. No tengas miedo a comentarios negativos: los consumidores ya hablan, bien o mal, de tu marca, por lo que el riesgo mayor es que tú quedes excluido de esa conversación.

Hoy más que nunca las empresas deben entender por qué tenemos dos oídos y una boca. Las redes sociales nos están dando oportunidad de retomar la relación cercana con el consumidor. No la desaproveches.

*Guido Gaona, market leader de Burson-Marsteller, Colombia.

[email protected]

CRÉDITO: 
Guido Gaona