Conoce los detalles de la combinación de seguros

Foto: Shutterstock

Sandra Vázquez estaba en su casa y desafortunadamente sufrió un accidente que le lastimó fuertemente la columna, los primeros egresos pudieron ser sustentados por el seguro de la casa, el cual cubría gastos médicos de accidentes ocurridos en el hogar.

Desafortunadamente, el problema de salud necesitó de más capital del que cubría dicha cobertura, por lo que hizo válida la pequeña cantidad asegurada de su seguro de accidentes personales.

El conflicto siguió y tuvo que hacer válido su seguro de gastos médicos para seguir con el tratamiento que le provocó su caída.

El anterior caso es un ejemplo del por qué los especialistas aseguran que entre más protegido esté es mejor, así como aprovechar la complementación o combinación de seguros, ya que se trata de una posibilidad viable, pero poco conocida.

Jesús Chávez Ugalde, director de Análisis de Productos y Servicios Financieros de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), informó que esto sólo puede hacerlo si está pagando diferentes sumas aseguradas o si cuenta con varias pólizas que pueden cubrir su padecimiento.

Aseguró que es válida la complementación, “es viable que si usted ya se acabó su monto asegurado y cuenta con un segundo seguro que lo respalde, hacer valido éste para continuar con el pago de sus gastos médicos”.

Lo ideal es tener un solo producto, no es necesario contar con dos seguros de gastos médicos, pero recuerde que otros tipos de seguros (como los seguros de casa, de accidentes personales y de auto, por ejemplo, pueden cubrirle gastos médicos) pueden estarlo protegiendo.

“Algo muy importante dentro de los seguros de gastos médicos es cotratar la póliza que se ajuste a sus necesidades, ya que muchas veces se gasta en lujos, como gastos médicos internacionales, cuando en realidad no sale del país, en lugar de invertir ese dinero en el pago para un monto asegurado más elevado”, destacó.

Aclaró que no es válido cobrar la cantidad de un mismo recibo a dos instituciones diferentes, es decir “que quiera que dos aseguradoras o más le paguen el monto desembolsado por un padecimiento”.

El directivo de la Condusef afirmó que esto es una buena opción pero no debe aplicarla con fines lucrativos, ya que estaría cayendo en fraude.

Carlos Islas Murguía, director de Promotoría en AXA, coincidió en que no es posible que dos o más seguros le cubran el mismo gasto, es decir “no es posible que reclame las mismas facturas de un padecimiento a dos seguros diferentes, de hacerlo estaría incurriendo en un fraude”.

Afirmó que a esta actividad también podemos denominarla seguros complementarios, y afirmó que es posible ya que por lo regular este tipo de seguros no son excluyentes, es decir que una póliza no excluye la posibilidad de que reclame a un segundo seguro para la continuación de sus pagos.

Añadió que para hacer esta complementación tampoco importa en qué momento decida hacerla, “por ejemplo, tal vez usted inició con su póliza de gastos médicos mayores pero en ella la suma asegurada no es muy amplia y preferiría no seguir con este seguro. Usted puede hacer uso de otro seguro (cualquiera que sea) para continuar con el pago de su tratamiento”.

“Usted puede utilizar un seguro tras otro para ir cubriendo los gastos médicos que puedan presentarse”, aseguró el director de Promotoría.

La combinación de seguros se puede hacer en caso de cualquier padecimiento de salud de un asegurado, siempre y cuando éste cuente con varias pólizas.

RECUERDE QUE...

  • Ninguna póliza lo cubrirá hasta que no haya un diagnóstico médico.
  • Los seguros pueden tener condiciones de periodos de espera así como exclusiones.
  • Hay exclusiones generales en ciertos padecimientos.
  • Infórmese de cuanto es el quivalente de su deducible.

CONSEJOS QUE NUNCA DEBE OLVIDAR

  • Siempre tenga a la mano sus pólizas de seguro de auto, gastos médicos, etcétera.
  • Nunca tire una póliza de gastos médicos, no importa si tiene años de estar vencida, esto podría ayudarle para demostrar antigüedad o probar desde hace cuánto tiempo cuenta con un seguro.
  • Tenga ordenadas todas sus pólizas y manténgase siempre al tanto de toda la información que éstas le proporcionen.
  • Siempre esté al corriente en sus pagos, pues puede presentarse un imprevisto justo en el momento en que dejó de pagar su seguro.
  • No es recomendable adquirir pólizas con deducibles o coaseguros bajos, ya que la póliza comenzará a pagarle después de que haya gastado más de 5,000 pesos, y entre más pronto opera la póliza de seguro más cara es la prima.
  • Siempre debe declarar la verdad al adquirir un seguro.
  • No se quede con ninguna duda, sobre todo en el caso de las restricciones y condiciones.

COBERTURAS DE GASTOS MÉDICOS CATASTRÓFICOS CUBREN HASTA 5 MILLONES DE PESOS

No existe un límite para hacer esta complementación en sus gastos médicos, sin embargo existen pólizas de gastos médicos catastróficos que pueden cubrirle eventos que son atípicos y que generan muchos gastos al grado de impactar su bolsillo, informó Carlos Islas Murguía, director de Promotoría en AXA.

Detalló que las pólizas de gastos médicos catastróficos están encaminados a cubrir los grandes gastos que pueden presentarse por dictámenes de cáncer, esclerosis múltiple, infartos cerebrovasculares, entre otros padecimientos que podrían ser terminales, incluso pueden operar en accidentes graves.

“Dichas coberturas por lo regular entran en acción cuando usted ya gastó mucho dinero, pues su intención es operar cuando ya hay un exceso en una previsión o un seguro convencional”, informó.

Este tipo de pólizas suelen ser muy baratas ya que se activan a partir de que usted ya realizó un gasto razonable. “Estas pólizas se pueden adquirir cuando usted ya gasto por lo menos 100,000 pesos y cubren hasta por 5 millones de pesos”.

El costo de una cobertura en exceso depende mucho de su edad y género, pero para un adulto de 45 años podría estar en alrededor de 4,000 pesos.

[email protected]

CRÉDITO: 
Yael Córdova / El Economista