Ropa asiática afecta a pymes textileras

Archivo/Eleconomista.mx

La mercancía ilegal proveniente de Malasia, Indonesia y China ha ocasionado la pérdida de 3,000 empleos.

La importación de productos textiles asiáticos que llegan a México vía triangulación, dumping o subvaluación está desbancando a las prendas nacionales del gusto de los mexicanos. Líderes empresariales han tomado medidas para fortalecer a la industria textil y del vestido como implementar precios promedio, profesionalizar al sector y aumentar la promoción de la calidad en la mercancía mexicana.

“En ambos sectores necesitamos promovernos, pero nos hace falta presupuesto para dar a conocer a la población mexicana que la mercancía hecha en México es tan buena como la producida en cualquier otra parte del mundo”, planteó Rodolfo García Muriel, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Textil.

De acuerdo con la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive), de junio del 2010 al mismo mes del 2011 cerraron 265 micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) pertenecientes al sector vestido, lo cual provocó una pérdida de 2,743 empleos como consecuencia de la competencia desleal que mantiene el mercado con productores de textiles y prendas de Malasia, Indonesia y China.

De acuerdo con un estudio realizado por la Canaive, las importaciones extranjeras de prendas de vestir de enero a junio del 2011 han registrado un alza de 26% respecto del mismo periodo del 2010. El principal país que incrementó el valor de sus importaciones fue Malasia, que aumentó el volumen de sus prendas ingresadas al país 231% del 2007 al 2010.

“Ante el fin de las cuotas compensatorias que vencen en diciembre de este año y que fueron establecidas a productos orientales, es trascendental fortalecer ambos sectores, pues generan más de 400,000 empleos a nivel nacional, representan 10% de la industria manufacturera y aportan 5% del Producto Interno Bruto ”, dijo Palemón González Barraza, asesor del Centro de Desarrollo Empresarial del ITE, campus ciudad de México.

El rescate

Para evitar la fabricación de prendas que no correspondan a la talla de los mexicanos, la Canaive realizó el estudio “Cuánto mide México” en 14 ciudades del país con el fin de conocer las medidas de los consumidores finales y reducir el desperdicio de materias primas entre 25 y 30 por ciento.

“La industria textil y del vestido debe ser innovadora para mantener una ventaja competitiva en el mercado nacional e internacional. Este estudio le permite a los empresarios tomar conciencia de las medidas que deben implementar para ser rentables a largo plazo”, aseguró Palemón.

Otra de las estrategias para rescatar al sector será el Foro Internacional de la Industria del Vestido La transformación del Negocio de la Moda, el cual se realizará del 13 al 16 de octubre del 2011 en la Riviera Maya.

En el Foro se buscará la profesionalización de las pymes textileras.

[email protected]

CRÉDITO: 
Fabiola Naranjo, El Economista