Que sea el switch para crear empresarios

Foto: Presidencia

Este miércoles el presidente Enrique Peña Nieto anunciará el programa de apoyo a emprendedores de 18 a 30, del que se espera sea el más importante lanzado hasta ahora. Actores de ecosistema emprendedor confían en que este programa sea más efectivo para fomentar la creación de empresas, tenga apoyos específicos para el escalamiento de negocios y beneficie a un mayor número de personas.

“Lo que falta es generar el incentivo para que –el emprendimiento- no sea un proyecto universitario para graduarse, sino que el joven realmente tengan la mentalidad de convertirse en empresario. Ése es el switch que falta encender y creemos que este programa de jóvenes emprendedores, que sabemos va a ser el más grande que se ha lanzado en México, tiene ese objetivo”, afirmó Camilo Kejner socio de Angel Ventures México.

“Lo que se puede esperar de este programa, es que el Presidente lleve -la tarea de apoyo a emprendedores- a otro nivel. Darle un poco más de autonomía, y quitar algunos filtros que lo hacen lento, aunque son lógicos en los primeros programas como estos, pero sobre todo que esté orientado a la desarrollar empresas”, agregó.

Confió en que el programa no sea visto como una dádiva del gobierno, sino como un instrumento para desarrollar empresas, pero que además “sea simple de entender, más directo y más efectivo en fomentar compañías, y no de proyectos que se arman momentáneamente para beneficiarse de las partidas y luego desaparecer”.

Gabriela Bengochea Marín, líder de Proyecto del Sistema de Incubadoras InnovaUNAM, recordó que, de acuerdo al Monitor Global de la Actividad Emprendedora 2013, en México el problema de acceso al financiamiento sigue siendo uno de los principales motivos de abandono y cierre en empresas nacientes, así como la falta de rentabilidad de los negocios emprendidos.

“En financiamiento se requiere inversión para consolidar un negocio, no sólo para iniciarlo, se requiere capacitación para su formulación, inicio y escalamiento, por lo que la nueva iniciativa debe centrarse en apoyos, desde la formulación hasta el escalamiento de los negocios, no limitar el financiamiento a capital semilla o capital de arranque de operaciones”, dijo.

El financiamiento, agregó, debe buscar mecanismos de riesgo compartido con las incubadoras, aceleradoras fondos y los mismos emprendedores. Además, se debe incrementar la oferta de capital para la escalabilidad de operaciones y productos, así como de capital semilla.

“Apoyar el acceso a fondos perdidos y créditos con tasas preferenciales, capacitación desde la formulación hasta el escalamiento incrementaría en un porcentaje considerable la supervivencia de empresas de jóvenes emprendedores”, consideró.

En ese sentido, el ejecutivo de Angel Ventures México expuso que el gobierno está supliendo el rol del financiamiento privado, aún incipiente en el país, para cada una de las etapas del emprendimiento “más allá de que los proyectos despeguen o que no se plasmen”.

En 2014, las empresas incubadas por AVM crearon 500 empleos, de los 80 proyectos que apoyaron, afirmó que aproximadamente 35% correspondieron a jóvenes de entre 18 y 25 años, uno de ellos el de Mycelia, en el que una joven de 23 años desarrolló una tecnología que reemplaza el unicel por un producto totalmente biodegradable.

Gabriel Yudico, cofundador de Hipaw, una startup que creó un collar GPS para mascotas, consideró que también deben ampliarse los apoyos para las empresas tradicionales, que muchas veces no consiguen o desconocen los apoyos del gobierno.

En cuanto a financiamiento, comentó que, aunque el fondo perdido es atractivo para los empresarios, debe haber un esquema de crédito con tasas bajas y flexibilidad en las formas de pago.

[email protected]

CRÉDITO: 
Angélica Pineda/ El Empresario