Denuncian en Jalisco acaparamiento de maíz

Archivo/Eleconomista.mx

Advierten un nuevo aumento en el kilogramo del alimento a partir de 2012

Guadalajara, Jal. Industriales de la masa y la tortilla denunciaron de nueva cuenta especulación con el precio del maíz por lo que advirtieron con un nuevo aumento en el kilogramo del alimento a partir de enero 2012.

Germán Ralis Cumplido, presidente del Consejo Regulador de la Masa y la Tortilla –primero en su tipo a escala nacional- señaló que el precio del maíz fluctúa entre los 5,200 y los 6,000 pesos lo que puede originar que la tortilla alcance los 13 pesos por kilogramo en el arranque del próximo año.

Al respecto, el tesorero del organismo, Arturo Solano Andalón, señaló que el precio internacional del maíz es de 3,200 pesos por tonelada situación que les impide mantener el valor actual de la tortilla.

Además del incremento al precio de los granos, dijo el líder tortillero, los productores están siendo afectados por un aumento adicional al precio de la harina nixtamalizada de 1,530 pesos por tonelada, alzas que a decir de los industriales del ramo, ya no es posible seguir absorbiendo.

“Si no recibimos el apoyo de las autoridades, muy probablemente el incremento sería de un peso por kilogramo de tortilla. Ahorita, ya de antemano nos empieza a pegar con el harina de maíz con un aumento de 50 a 86 centavos por cada kilogramo de tortilla producido”, puntualizó Solano.

Los productores demandaron al gobierno federal que permita la importación de 40,000 a 50,000 toneladas de maíz blanco de Estados Unidos para garantizar el abasto y aumentar los apoyos del programa federal Promasa.

Asimismo, el sector de la tortilla demandó el apoyo de las autoridades estatales y federales para la adquisición de 25,000 toneladas de maíz con el esquema de agricultura por contrato.

Los industriales de la masa y la tortilla aseguran que el aumento en el precio de producción no podrán sostenerlo más allá del mes de diciembre.

“Lo aguantaríamos como máximo hasta la segunda quincena del mes de diciembre, pero no queremos aumentar la tortilla lo que queremos es sentarnos a dialogar con las autoridades pertinentes”, subrayó Arturo Solano.

El Consejo Regulador de la Masa y la Tortilla solicitó de nueva cuenta la intervención de las autoridades para combatir lo que llaman la “venta informal” de tortillas; es decir, la que se realiza fuera de molinos y tortillerías.

Los industriales aseguran que la comercialización del alimento en establecimientos como tiendas de abarrotes o fruterías constituye una “competencia desleal” para el sector y un riesgo sanitario para la población.

CRÉDITO: 
Patricia Romo, El Economista