Comercio informal, frena a contribuyentes

Del total de la población ocupada, 60% trabaja en la informalidad

Con el fin de ampliar la base de contribuyentes en México, el sector empresarial demandó a las autoridades federales y los gobernadores incluir en la reforma hacendaria incentivos para las personas que se encuentran en la informalidad –la cual abarca ya a 60% de la población total ocupada-, de modo que puedan incorporarse paulatinamente a la economía formal.

Jorge Dávila, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), planteó que la reforma hacendaria dé lugar a un nuevo pacto fiscal, que incluya mayores facultades a estados y municipios, la auténtica simplificación en el pago de impuestos y la ampliación de la base de contribuyentes, para elevar los niveles de recaudación.

A través de un comunicado, el dirigente de los comerciantes pidió que los ingresos obtenidos por la nueva contribución se destinen a proyectos productivos, que atiendan prioridades de infraestructura, reactiven la economía y generen empleo.

“Es necesario estimular a las personas que se ocupan en la informalidad para que se incorporen paulatinamente a la formalidad, a través de los tres niveles de gobierno”, definió el empresario.

Desde la perspectiva del empresariado la reforma hacendaria debe contener una verdadera simplificación en el pago de los impuestos, sin perder de vista la equidad y proporcionalidad de los sectores.

Jorge Dávila pugna por eliminar el Impuesto Empresarial a Tasa Única (IETU) y que sólo quede el Impuesto Sobre la Renta, ya que el IETU ha demostrado ser ineficiente en su recaudación e inhibe la inversión nacional y extranjera, en detrimento de la creación de empleos.

El dirigente de la Concanaco se pronunció por reactivar lo más pronto posible los trabajos de la Comisión Intersecretarial para la Prevención y el Combate a la Economía Ilegal, que comprende la piratería y el contrabando.

[email protected]

CRÉDITO: 
Lilia González, El Economista