Hacen de la robótica una forma de ganarse la vida

Foto: Notimex

Mérida.- Los hermanos David y Daniel Sansores Pereza lograron que la pasión que tenían desde pequeños por la robots se convirtiera en una empresa rentable y en constante expansión que hoy opera bajo la razón social “Andromie Robotics”.

En entrevista con Notimex, David expuso que la idea de vivir de la robótica les surgió a ambos cuando estudiaban sus respectivas carreras universitarias; él estudiaba ingeniería mecánica y Daniel, ingeniería en electrónica.

“Primero formamos una especie de club de robótica y empezamos a competir en concursos, primero a nivel local y poco a poco a participar en justas nacionales y finalmente logramos colocar y presentar nuestros proyectos en concursos internacionales”, comentó.

Pero fue en una Olimpiada de Informática, en el año 2010, cuando notaron que ya estaban listos para convertirse en una empresa proveedora de insumos y artículos para el desarrollo de proyectos de robótica.

“Ese año nos encargaron desarrollar unos robots, lo cual hicimos y a partir de entonces empezamos a tener más encargos de prototipos para nuevos robots y nos llamaron para dar cursos sobre robótica en varias escuelas del sector público y privado”, subrayó.

Primero, los cursos eran para niños, pero poco a poco muchos jóvenes “se empezaron a interesar en nuestro trabajo, luego nos llamaron de varias universidades y ahora también se dan casos de adultos interesados en aprender robótica”.

Por ello, en el año 2012 se estableció formalmente la razón social “Andromie Robotics”, la cual hoy genera unos cuatro empleos directos y por lo menos 10 indirectos y que además cuenta con su propio laboratorio de desarrollo de nuevos productos y prototipos.

De igual modo, han desarrollado un paquete de servicios para proporcionar cursos desde nivel primaria hasta universidad, y ya firmaron convenios con varias instituciones académicas, tanto de Yucatán como de otros puntos de la región peninsular.

La empresa organiza sus propios concursos de robótica en los que suelen participar aquellos niños y jóvenes que ya han tomado los cursos desarrollados por la firma, pero también participan personas de otros estados de la región y del país, aseguró.

Los servicios de Andromie también incluyen asesorías a todo niño, joven o universitario que empieza a desarrollar su propio robot y busca alternativas como nuevos motores programables que han creado los hermanos Sansores Peraza y que se pueden adaptar a las necesidades de movilidad de cada proyecto.

“Además de los motores, aquí pueden encontrar un ambiente más creativo, toda vez que tenemos todas las herramientas necesarias”, precisó David.

Ambos hermanos lograron que su proyecto se coloqué entre los 10 mejores en el concurso “Reto Emprendedor” del año 2014, en el que concursaron contra más de 500 ideas de emprendedores de todas las edades y giros comerciales y productivos de la entidad.

apr

CRÉDITO: 
Notimex

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.