El dinero plástico, el preferido durante el Buen Fin

El pago con tarjeta de crédito en pequeños negocios ha aumentado en El Buen Fin. Foto: Especial

Las expectativas para elBuen Fin 2018 son optimistas en comparación con el año pasado. Esta ocasión, además, se espera que haya un aumento considerable en el uso de tarjetas de crédito y débito para, más allá de las promociones tradicionales, ofrecer pagos parciales o mensualidades sin intereses en este periodo en el que se impulsa al comercio en México.

Esta tendencia viene creciente desde hace un par de años: entre 2014 y 2016, el uso de efectivo se redujo de 43% a 38%, mientras que el uso de tarjetas de crédito y de débito aumentó, en este mismo periodo, del 48% al 53%, de acuerdo con un estudio de la consultora Nielsen.

Estos datos cobran relevancia cuando observamos que, durante la edición de 2017 del Buen Fin, el uso de tarjeta de débito estuvo al nivel del uso de efectivo en preferencia por los consumidores (56%), mientras que el uso de tarjetas de crédito bancarias o de tiendas departamentales fue la opción para 34%, sobre todo para aprovechar las diversas promociones como “meses sin intereses”, esto de acuerdo con la consultora Deloitte.

Pero, ¿qué significa esto para el sector empresarial, sobre todo para los pequeños y medianos negocios, que representan casi 99% del total? Es un importante avance del trabajo en conjunto por parte de las instituciones bancarias y los comercios, pero, sobre todo, es atribuible a las tendencias de los consumidores, quienes están encontrando una mejor forma de incorporarse a los servicios financieros y beneficiarse que trae la reducción del uso de efectivo.

Ante esta demanda y la creciente tendencia al uso con tarjeta, resulta importante para los negocios implementar terminales o lectores de tarjetas de débito, crédito y vales para una real democratización de los pagos. Esto beneficia, por un lado, a los consumidores al tener múltiples formas de pago y, por otro, a los pequeños y medianos negocios para vender más. Un negocio que ofrece esta alternativa puede aumentar sus ventas hasta 30 por ciento.

Existe una constante que apunta a una clara relación entre el tamaño del negocio y la renuencia de adoptar otro tipo de pagos, que no sean en efectivo, pero es una cuestión que está siendo contrarrestada por la tecnología. El crecimiento del sector Fintech en México abre la oferta de opciones seguras para aceptar pagos con tarjetas e incluso la posibilidad de ofrecer meses sin intereses en negocios como mueblerías, pequeñas agencias de viajes, barberías, consultorios, veterinarias, tiendas de abarrotes, papelerías, zapaterías y demás pequeños negocios con un flujo importante en ventas.

Lo cierto es que antes era, prácticamente, una utopía que miles de pequeños negocios y profesionistas independientes pudieran ofrecer pagos con tarjetas; actualmente, gracias al aumento del uso de dispositivos móviles, es posible realizar estas operaciones de manera segura y fácil, y ser parte temporadas de alto nivel de consumo como El Buen Fin.

En la octava edición de El Buen Fin, que se llevará a cabo del 16 al 19 de noviembre, se esperan ventas por casi 97,000 millones de pesos, de las cuales, más de 23 millones de operaciones se realizarán con dinero de plástico, según los cálculos de la Secretaría de Economía. Estas proyecciones nos invitan a considerar adoptar soluciones de tecnología, adaptar ofertas y promociones para los consumidores que prefieren el uso de tarjeta, de modo que puedan apreciar los beneficios del uso del dinero plástico.

Mientras tanto, el incluirse al esquema de pagos con tarjeta parece ser un buen inicio y El Buen Fin, el momento perfecto.

*El autor: Myriam Cosío Robles, directora de operaciones de Clip.mx

CRÉDITO: 
* Myriam Cosío Robles