Sólo 17% de los CEOs es mujer

El género ha sido impedimento para obtener el puesto. Foto: Shutterstock

La brecha de género continúa, así lo demuestra un reciente estudio realizado por LinkedIn, que señala que sólo 17% de los directores ejecutivos de las empresas son mujeres y que la gran mayoría son hombres (83 por ciento).

La encuesta también detalla que la mitad de las trabajadoras consultadas se ha dado cuenta de que su género ha sido el impedimento para no ser contratada en esos puestos.

“No podemos demeritar los estereotipos que existen y que nos dificultan el camino”, señala en entrevista Maribel Dos Santos, directora general de Oracle durante la presentación del estudio.

Lo dice la mujer que, después de 30 años de trabajo, logró colarse en ese selecto grupo de directivos de empresas tecnológicas en el que de cada 10, nueve son varones.

El reclutamiento con sesgos de género

La mayor brecha laboral está en los cargos más altos, como el de CEO. Le siguen los puestos directivos de áreas por debajo de esa posición. De acuerdo con el informe de LinkedIn, de manera general, en México cuatro de cada 10 mujeres están a cargo de esas direcciones.

El 27% de las direcciones de tecnología tiene a una mujer al frente. En las áreas de operaciones llegan a 30 por ciento. Sólo en la de Recursos Humanos son mayoría, con 57 por ciento. A pesar de que el reclutamiento está más a cargo de las mujeres, indica el informe, no se refleja en la contratación de directivas.

Eso tiene que ver, a juicio de Flor López, con “cómo se percibe a las mujeres en posiciones de liderazgo”. De los reclutadores que respondieron la encuesta, 23% cree que “históricamente, los hombres han demostrado mayor capacidad para esos puestos”.

El 50% considera que el principal factor de la inequidad en los puestos directivos es que la mayoría de los candidatos recomendados son hombres. Además, para 30% la falta de disposición de las mujeres a sacrificar su vida familiar es un importante impedimento para no llegar a la dirección de una empresa.

CRÉDITO: 
Blanca Juárez / Factor Capital Humano