Ocho causas que dañan el clima laboral de la empresa

Foto: Shutterstock

Cada vez son más las empresas alrededor del mundo que se vuelven expertas en aumentar la productividad, mejorar los márgenes y ganar más dinero.

“Somos infelices en nuestros empleos, y si no se había dado cuenta, pasamos gran parte de nuestras vidas en el trabajo”, dijo Dave Kerpen, emprendedor y autor especializado en negocios. La importancia de la felicidad laboral parece evidente. Aun así, muchas personas tienen poca o ninguna esperanza de gustarles su trabajo o sentirse satisfechas con él.

El nuevo libro de Chris Reimer, Happywork, es una mirada audaz y refrescante a la vida laboral. Reimer resalta que la felicidad en el trabajo es fundamental no solo para la eficacia y productividad sino para la salud personal, y comparte ocho de las causas que pueden destruir el clima laboral.

1. Siempre dar feedback negativos

El feedback (retroalimentación) positivo es la cereza de las tácticas de recursos humanos y usted no tiene tiempo para eso. Por otro lado, las personas que trabajan para usted no aprenderán la lección a menos que dejen de cometer errores. Tienen que temer cometer errores. De esa manera, los errores simplemente desaparecerán. Sin embargo, un error es creer que solo recordándoles lo malo van a lograr mejorar lo que están haciendo mal en su rol en la compañía.

2. Tomar el crédito de otros

Es falso creer que el crédito es suyo porque usted los contrató. Tampoco crea que sus empleados se sentirán avergonzados de ser reconocidos públicamente por sus ideas y esfuerzos.

3. Crear competencias arduas

La competencia empieza desde adentro; es una lucha encarnizada donde solo quedan de pie los más talentosos. Hay que separar lo malo de lo bueno; una vez hecho esto, hay que comenzar a cooperar y no convertir a los empleados en competidores entre sí.

4. Ignorar las ideas

Así su tiempo libre sea muy reducido, tómese el tiempo de escuchar las ideas de sus trabajadores y deles el crédito por ellas.

5. Despedir sin motivos

Al ser necesario un recorte de personal, ‘no corte cabezas’ al azar. Tampoco tenga asustados todo el tiempo a sus empleados con la idea de despedirlos.

6. Hostigar a las personas

No debe hostigar ni hacer sentir mal a las personas dentro de su organización, como tampoco debe hacerlo con aquellas que estén por irse de su compañía.

7. No monitoree redes sociales

Aunque muchas compañías utilizan las redes sociales para conocer más a sus empleados, no las utilice para poder dañar a su personal.

Si ve algo que no le guste, entienda que debe separar la vida personal de la laboral.

8. Equilibro entre vida y trabajo

No piense que las personas competitivas viven con dolor todos los días ¿y por qué ellas sí pueden y usted no? Dele el tiempo a sus trabajadores de recoger a sus hijos en el colegio o de poder estar con ellos cuando están enfermos o en situaciones que necesiten estar con su familia, a eso le llaman salario emocional.

CRÉDITO: 
El Observador/Uruguay