México con tasa más baja de mujeres en el mercado laboral: OCDE

Ellas ganan hasta 34% menos que los hombres por las mismas tareas. Foto: Especial

México se ha esforzado por romper la brecha de género en el ámbito laboral; sin embargo, aún es el país con la tasa más baja de participación de mujeres, afirmó José Ángel Gurría, secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Explicó que en el país, menos del 50% de las mujeres en edad de trabajar tiene un empleo remunerado. Sin embargo, 82% de los hombres mexicanos están activos en el mercado laboral.

Entre los 36 países que integran a la OCDE, “México sigue teniendo una de las mayores brechas de empleo por género”, afirmó Gurría al encabezar el foro Igualdad de género para el crecimiento incluyente en México.

El evento se llevó a cabo en el Palacio Nacional. Ahí, Gurría anunció una alianza con la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y el Instituto de las Mujeres (Inmujeres). La OCDE, informó su secretario general “apoyará a México en inclusión laboral, educación, cuidado infantil y la lucha contra la violencia y estereotipos de género”.

Debido a las ideas equivocadas sobre los roles de las mujeres y niñas, “las mexicanas se ocupan, sin remuneración alguna, de más de tres cuartas partes de todos los quehaceres domésticos y del cuidado de los niños”, indicó.

Mencionó, además, que en México los padres pueden faltar hasta cinco días a su trabajo cuando sus hijos nacen, para hacerse corresponsables de los cuidados. No obstante, “es quizás una de las licencias de paternidad más precarias” de todos los países de la OCDE.

No sólo más empleos, sino mejores

Gurría enfatizó las ventajas económicas de incorporar a las mujeres a la fuerza de trabajo. Si la brecha de género se reduce a la mitad, el Producto Interno Bruto (PIB) per cápita crecería 0.16 puntos porcentuales al año, es decir, 1,100 dólares por persona.

Sin embargo, la meta no es sólo que tengan empleo, sino uno de calidad. “Entre las mujeres que trabajan, muchas tienen trabajos informales con poca protección social, alta inseguridad y bajos salarios”.

Las mujeres “tienen menos oportunidades profesionales, se enfrentan a más obstáculos para realizar trabajos remunerados, sufren de un alto grado de acoso y ganan una media de 14% menos que los hombres”. Ese porcentaje se incrementa en México hasta llegar a 34 puntos, de acuerdo con el Inmujeres.

El llamado techo de cristal es otro de los obstáculos que enfrentan las trabajadoras en todo el mundo. Pero en México esto significa que apenas 7.5% las empresas han admitido a mujeres dentro de sus consejos de administración. Mientras que el promedio en la OCDE es de 20 por ciento.

Las mujeres, las que menos ganan

“Las barreras salariales y brechas para la inserción laboral son los desafíos que tenemos que superar para construir un mundo de trabajo justo, equitativo y libre de discriminación”, reconoció Luisa María Alcalde Luján, titular de la STPS.

Informó que, con el incremento del 16% al salario mínimo a nivel nacional y al doble en la Zona Libre de la Frontera Norte en 2019, se logró reducir la brecha de ingresos entre hombres y mujeres en 2.6 por ciento. Esto se debió a que 53% de quienes ganan menos son las trabajadoras.

Otra prueba de que ellas tienen más complicaciones para encontrar un empleo formal, es que en el programa de capacitación laboral Jóvenes Construyendo el Futuro 6 de cada 10 aprendices son mujeres.

La funcionaria destacó que las mexicanas que tienen un empleo destinan, en promedio, 25 horas a la semana para realizar trabajo no remunerado en casa, como atender a los niños, a personas adultas mayores, preparar alimentos o limpiar la casa. Sin embargo, los hombres se ocupan de esas tareas apenas 8 horas semanales.

CRÉDITO: 
Blanca Juárez / Factor Capital Humano