La maternidad no debe cortar una carrera

AT&T es ejemplo de la atención a las madres y padres. Foto: Shutterstock

Las empresas con prestaciones de maternidad y paternidad superiores a la ley tienen mejores resultados.

Irene era una contadora ejemplar, altamente preparada y atenta en su trabajo, el que siempre había querido, pero que tuvo que dejar cuando se convirtió en madre, pues en su empresa, los horarios eran muy estrictos y sin posibilidad de negociar. Su esposo tenía menos posibilidades de flexibilidad, lo que orilló a Irene a dejar su carrera para cuidar a su hijo, algo de lo que no se arrepiente pero que le causó dolor, sobre todo por la forma de trabajar de su excompañía.

Esto sucedió hace más de 45 años; la buena noticia es que actualmente las empresas ya son más conscientes de la importancia de brindar programas de flexibilidad a las mujeres que son madres, así como a los hombres, ya que formar una familia no debe ser un impedimento para desarrollarse laboralmente.

Tan sólo entre el 2015 y el 2017, 50 millones de mexicanos renunciaron a sus empleos, de los cuales 21 millones 103,000 lo hicieron por cuestiones de matrimonio, embarazo o asuntos relacionados con la familia. De ellos, 80% fueron mujeres, quienes decidieron dejar el mundo laboral por bajas prestaciones y falta de equilibrio entre la vida laboral y familiar, revelan datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo.

Si bien, se da permiso de maternidad completamente pagado por 22 semanas (84 días), que puede ampliarse dos semanas si el bebé nace con alguna discapacidad o requiere de cuidados especiales, pasando ese tiempo pueden surgir complicaciones por los horarios de trabajo. Además, las leyes con los papás son diferentes, ya que después del nacimiento o adopción, sólo tienen licencia de cinco días; mientras que ellas, si adoptan, tienen seis semanas a partir de que reciben al niño.

Teniendo esto en cuenta, muchas empresas están cambiando la forma de apoyar a las madres y padres para que no interrumpan su carrera y crezcan laboralmente. Ejemplo de ello es AT&T, quien además de las prestaciones de ley, ofrece planes que ayudan a tener un equilibrio entre la vida laboral y personal.

El principal pilar para la compañía son las personas que la conforman y por consiguiente, las familias detrás, por ello es importante dar todas las facilidades para que el trabajo no interfiera en el tiempo familiar, así lo manifiesta Albeth Rubio, vicepresidenta adjunta de diversidad e inclusión en AT&T en México.

Al platicar con El Economista, revela qué beneficios adicionales tienen todos sus colaboradores con hijos, por ejemplo, de los seis meses que por ley se dan para dar lactancia, la compañía da hasta un año y tienen lactarios en sus instalaciones.

“Tenemos un compromiso con las madres y padres, y por eso tenemos estas políticas, porque queremos apoyarlos para que tengan una mejor administración de tiempo con sus familias, que también son parte de nosotros”, dice Rubio.

Prestaciones superiores

Noruega es de los países con mejores prestaciones superiores en torno a licencias de maternidad y paternidad. La madre puede escoger entre 392 días con un sueldo de 80% o 322 días con 100% de salario, además de tres semanas antes y seis después del parto que son obligatorias. En tanto, el padre tiene derecho a 70 días.

Estados Unidos, Australia y Reino Unido son los tres países con el porcentaje más alto de compañías con prestaciones de paternidad superiores.

Por ello, para AT&T es vital dar más a los colaboradores, porque además que es un beneficio personal, ayudará a tener mayor productividad y adherencia a la compañía. De los 18,000 empleados de la compañía, 35% son padres y madres.

Además de las licencias, ofrecen 40 horas pagadas al año para atender asuntos de los hijos menores de 12 años, como juntas escolares, festivales, citas médicas, entre otras. Asimismo, permiten que el colaborador defina su horario, siempre que no se afecte la jornada laboral, y tiene la opción de hacer home office en los primeros meses del bebé.

Otra prestación es que el colaborador puede tener hasta 12 semanas de ausencia sin goce de sueldo, y asistencia psicológica y nutricional, especialmente en los centros de lactancia. Todos los colaboradores, desde los centros de atención y corporativo, cuentan con estos beneficios.

“La familia es el motor y razón de ser de esta empresa. El beneficio que obtienes es tener colaboradores más comprometidos y con mayor sentido de pertenencia”, expone.


Impulsar talento femenino

Albeth admite que en los últimos años se ha trabajado mucho por impulsar la carrera de las mujeres, sobre todo en la compañía de telefonía que además de apoyar a las mamás a seguir con su carrera laboral, también busca que crezcan.

Del total de los colaboradores, 35% son mujeres en puestos de liderazgo. Para lograrlo tienen diferentes planes de capacitación y asesoría.

“Hoy una mujer, gracias a las políticas y beneficios como los que damos, se siente respaldada y segura, porque tiene tiempo para su desarrollo profesional sin descuidar la parte de madre, porque hoy las mujeres son motor importante para la sociedad y, dentro de AT&T, son un diferenciador”, finaliza.

[email protected]

CRÉDITO: 
Elizabeth López Argueta / El Empresario