El impacto del home office en las relaciones laborales

Se ha incrementado en 60% desde el inicio de la pandemia. Foto: Especial

A un año de la implementación obligatoria del home office, en promedio 60% más, se han generado diversas opciones, tanto de los beneficios como de los inconvenientes, pero ¿cuál es el impacto que está dejando en las relaciones laborales?

Ana Paola Testa, jefe de reclutamiento en everis México, explicó que la percepción de los colaboradores sobre el trabajo remoto y la experiencia del empleado son factores decisivos hoy para potenciar la cultura de una empresa.

Detalló que en uno de los últimos estudios de everis, se descubrió que el home office está teniendo un cambio abrupto en las nuevas formas en los vínculos laborales, sobre todo teniendo en cuenta la distancia social que mantenemos en el país desde marzo.

En particular, se han encontrado cuatro efectos, los cuales son:

Productividad

Las operaciones no sólo continúan, sino que el trabajo remoto resulta más productivo de lo esperado. Aún cuando la colaboración en la oficina es importante, existe unanimidad acerca de lo positivo de trabajar en casa.

Tecnología

El incremento en la adopción de herramientas colaborativas para hacer frente a las necesidades de interacción y trabajo en equipo ha resuelto rápidamente soluciones nuevas y prácticas.

Sentido de pertenencia

Quienes supieron cuidar la salud y bienestar de sus empleados, han logrado fidelizar a sus colaboradores.

Liderazgo

Decisiones rápidas y comunicación en doble vía han posicionado a los líderes frente a sus equipos. Las jerarquías a pesar de que se respetan van quedando atrás, gracias a la tendencia de un enfoque más colaborativo.

“Considero que hay dos pilares fundamentales para acompañar a los cambios que atraviesan los equipos y saber adaptar su nueva realidad al modelo de negocios y fortalecer la interacción y las relaciones interpersonales: el identificar facilitadores y conocer el nivel y forma de compromiso de los empleados”.

Sobre los facilitadores, indicó que es vital conocer cuáles son las herramientas y/o prácticas que facilitan los procesos de colaboración en línea con propuestas innovadoras y atractivas.

Al hablar del compromiso de los empleados, se deben medir aspectos como trabajo en equipo, compromiso, el liderazgo y motivadores personales para plantear una estrategia con el objetivo de fortalecer el sentimiento de pertenencia.

“Poner a la cultura de la organización en el centro, es una prioridad hoy para amoldarse a las nuevas formas de trabajo y adaptarse al contexto global que impacta en las empresas”, finaliza.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario