Fomentar intraemprendimiento, clave del éxito empresarial

Foto: Especial

Para que una empresa logre un lugar en el entorno económico y comercial global, es necesario el uso de tecnología y herramientas digitales, ya que así tendrán mayor efectividad, productividad y competitividad en el mercado;sin embargo no es todo lo que se requiere.

Uno de los conceptos más populares para mejorar a una empresa que ha surgido en los últimos años es el de la innovación, el cual debe implementarse en todas las compañías sin importar su tamaño, recursos iniciales disponibles, origen, tipo de inversión, cantidad de profesionales empleados o industria.

La innovación es una cualidad en la cual las personas emplean ideas disruptivas para generar nuevos servicios y productos para ofrecer al cliente, mejorar el valor agregado existente o estructurar procesos diferentes para hacer más eficiente el trabajo diario.

Sin embargo, a pesar del gran deseo por fomentar estos valores entre los colaboradores y profesionales de una compañía y la importancia de este tipo de inversión; son pocos los negocios quienes han logrado estructurar un proceso eficaz.

"Uno de los principales problemas en las compañías quienes buscan mejorar mediante el emprendimiento, es que frecuentemente olvidan su otra cara: el intrapreneurship. Sin embargo, incluso aquellas empresas quienes comprenden y tratan de aplicar este concepto, no suelen tener éxito en este proceso para estructurar la innovación dentro de su sistema. ¿Cuál es, entonces, la clave? Nosotros ponemos el enfoque en las personas, los profesionales. Invertimos en la gente para permitirles avanzar, innovar y hacer crecer el negocio con sus ideas", explica Fernando Leibowich Beker, CEO de BeeckerCo.

"Estructurar un proceso de innovación, no es una tarea fácil pues requiere a las empresas [invertir en] los profesionales".

El especialista indica que habrá individuos quienes aspiren a jornadas laborales estables y predecibles, con deadlines fijadas con meses de anticipación; mientras otros prefieran invertir su tiempo a los clientes de la empresa, atender las necesidades de la compañía y disfrutar de un reto tan imprevisible y demandante como la situación lo requiera.

Un último camino, el más demandante de todos para las personas, es el responsable del éxito al momento de estructurar un proceso de innovación.

"Las personas deben de elegir este camino, pues no solamente se necesita de gran conocimiento y capacidad, sino también de mucha disposición individual para lograr más de lo que se espera. Por supuesto, estructurar un proceso de innovación de esta forma no es una tarea fácil pues requiere a las empresas hacer una inversión considerable a los profesionales y colaboradores parte de su sistema”, dice.

Detalla que esto es un proceso elaborado, en donde el costo puede ser tiempo, producción o recursos físicos y financieros pero el cual permite a las compañías crear una nueva forma de entender a sus empleados y mejorar el valor desde adentro.

El intrapreneurship no solamente es beneficioso para las empresas quienes consiguen realizar buenas inversiones en sus profesionales. Los mismos individuos no necesitan, como sucede con el emprendimiento "tradicional", elegir entre un trabajo e ingreso estable o un negocio propio.

A través de estas herramientas de innovación, las personas tienen a su disposición los recursos y respaldo de las compañías para crear nuevas ideas y productos, lo cual representa una mejora para los negocios y la gente por igual.

CRÉDITO: 
Notimex