Fidelizar clientes, clave para reactivar empresas después del Covid-19

Se debe trabajar más en la atención a los clientes. Foto: Especial

Con el paso de los días, las empresas están reactivándose después de parar operaciones por mas de cuatro meses; sin embargo, este proceso demorará tiempo, aunque con una buena estrategia, pero ¿qué debe incluir ésta? Una de las prioridades debe ser fidelizar clientes.

Los negocios suelen invertir en promedio, 55 dólares en publicidad para atraer a clientes nuevos, mientras que para darles servicio y lograr retenerlos sólo destinan 1 dólar. Incluso hoy, ante la emergencia que vivimos, la mayoría de las organizaciones sigue apostando por atraer nuevos clientes, lo que debe cambiar.

“En momentos de incertidumbre, de fragilidad económica, los clientes prefieren comprar con sus proveedores favoritos o frecuentes porque ya los conocen y si los han atendido correctamente están ansiosos por ayudarlos a sobrevivir ante esta situación de riesgo provocada por la pandemia. De este modo se debe considerar que es más fácil ‘convencer’ para que te consuma alguien que ya te conoce, en lugar de darse a la tarea de buscar un consumidor potencial que hasta hoy no sabía mucho de tu negocio”, explica Victor Quijano, director y fundador de CESC.

De acuerdo a un estudio realizado por Bain & Company y respaldado por la Universidad de Harvard, el aumento de las tasas de retención de clientes en solo 5%, ayuda a que las empresas logren un incremento del 25% y hasta 85% en sus ingresos en tan solo un año, por lo que hay que enfocar esfuerzos en la fidelización de los consumidores.

Quijano indica que para esto, se debe tomar en cuenta que los clientes actuales están valorando cosas o aspectos que no les parecían tan importantes anteriormente como el buen manejo de la información solicitada, la resolución de sus dudas en tiempos cortos, flexibilidad para incursionar en la venta en línea y cumplimiento en los tiempos de entrega comprometidos.

Aunque el panorama de ve complicado, este es el mejor momento para transformar el concepto de negocios, enfocarse en una sola venta y preocuparse por brindar la mejor experiencia posible a los clientes que ya conocen a su proveedor para que sigan comprando más de una vez.

“Lo mejor de todo es que los clientes contentos hacen mucha publicidad de boca en boca y atraen a otros compradores potenciales a las organizaciones con las que se sienten satisfechas y conectadas”.

Finalmente se debe resaltar que este tipo de estrategias pueden aplicarse para para cualquier tipo de empresa, independientemente si es pequeña, mediana, grande o a nivel global, porque las necesidades de los consumidores son más exigentes, inmediatas y mejores, y si una organización saber manejar esto, se distinguirá fácilmente de la competencia.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario