Empresas suman más acciones de salud y nutrición para colaboradores

De las empresas, 34% invierte más en salud y nutrición. Foto: Especial

Durante décadas, las empresas solo se encargaban de cumplir con las normas de ley que les establecía el gobierno como la parte fiscal y legal, sin ver la parte humana y emocional, algo que ha cambiado en los últimos años.

En la actualidad, la mayor prioridad para las organizaciones debe ser el bienestar y salud de sus colaboradores, porque si ésta se afecta, todo el negocio fracasará y las personas podrían desarrollar enfermedades emocionales y físicas.

Como parte de los trabajos en la materia, el gobierno ha puesto en marcha la NOM-035, cuyo objetivo es ocuparse de los temas relacionados con el bienestar en la organización, pero ¿cómo va su adopción?

Para ello, la Asociación Mexicana en Dirección de Recursos Humanos (Amedirh) realizó una encuesta entre sus socios con el objetivo de identificar en qué medida las empresas asociadas, gestionan aspectos relacionados con la salud, el bienestar y felicidad en los colaboradores.

“Alrededor del 52% de los ejecutivos de Recursos Humanos encuestados reportan que en sus empresas el bienestar es una alta prioridad y en 40% es de media prioridad. Llama la atención que en 9% la prioridad es baja o inexistente”, señala Mauricio Reynoso, director general de la Amedirh.

Bienestar de la fuerza de trabajo: ¿prioridad para la empresa?

Reynoso detalló que si bien la presencia de acciones no implica la forzosa existencia de estrategias, planes y protocolos, si revela al menos que hay una tendencia en el comportamiento y la disponibilidad de la organización para ocuparse del bienestar.

“La encuesta reporta que el mayor esfuerzo se destina a las acciones para la salud y la nutrición en 34% de los casos y actividades de integración con la familia en 26%”, puntualiza.

El estudio realizado durante noviembre-diciembre 2019 con la participación de 790 ejecutivos de RH, arrojó que las acciones ligadas con los programas de apoyo al empleado figuran con 12% y promoción de la actividad deportiva, también en 12% de los casos.

“No obstante, observamos la menor representación alcanzada por las acciones de desarrollo humano individual con 10%, casi siempre destinada a los líderes y directivos; aunadas a la ayuda psicológica vía telefónica o en línea en 5% de las empresas”.

NOM-035: el nuevo jugador en la cancha

Amedirh también indagó sobre la Norma Oficial Mexicana NOM-035-STPS-2018, Factores de riesgo psicosocial en el trabajo-Identificación, análisis y prevención. Desde su lanzamiento, el instrumentó provocó amplia expectativa e igualmente dudas entre la comunidad de RH.

“De los participantes, 17% se inclinó por el balance de cargas de trabajo; 8% por la aplicación de exámenes médicos y evaluaciones psicológicas a los trabajadores expuestos a violencia laboral y/o a los factores de riesgo psicosocial”, precisó Mauricio Reynoso.

Asimismo, acotó que sólo 1% señaló la canalización para la atención a trabajadores sujetos a acontecimientos traumáticos.

Otro de los resultados obtenidos fue que en 38% de los casos se espera incrementar la inversión en el bienestar del trabajador en al menos 10% con respecto al 2019. A su vez, un significativo 33% expresó que no habrá variación presupuestal y conservarán las acciones que se emprendieron el año pasado

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario