¿Tu primer consejo de administración? Lee esto

Foto: Shutterstock

En las mejores prácticas corporativas, el consejo de administración (CA) es visto como un instrumento para potenciar el desempeño de las organizaciones. Sin embargo, en su conformación existen riesgos que pueden afectar el funcionamiento de la empresa, como tener un número excesivo de miembros o falta de claridad sobre el rol que juegan estos. Los desafíos se acentúan en las startups.

Expertos como Alfonso González Migoya, presidente del Consejo de Administración de Volaris y consejero en otras seis empresas; Enrique J. Villareal Bacco, consejero independiente; Javier Lozano Garza, cofundador y director general de Clínicas de Azúcar y consejero en otras startups, entre otros expertos, participaron en un taller sobre el tema, celebrado en Monterrey. En él contestaron una serie de preguntas sobre los errores al formar este tipo de órganos.

● ¿Qué cualidades debe cumplir un consejero para que el CA cumpla con su función?

EVB: La función del CA es vigilar la transparencia y permanencia de las empresas, trabajando de la mano con la administración. Para que un consejero pueda trabajar bien, primero debe estar preparado, capacitado, dispuesto y con tiempo para dedicárselo a la empresa.

AGM: El consejero debe tener voluntad de querer escuchar y de mejorar. Yo -como consejero- investigo a las personas que están en la empresa. Lo que más me preocupa es la integridad y la ética de las personas. Yo jamás, conscientemente, me voy a involucrar en un negocio en el que sepa que hacen cosas al margen de la ley o faltan a la ética. Para mí son cosas fundamentales.

● ¿Qué errores suele cometer un consejero o un CA?

AGM: El peor error es meterse a operar el negocio. La operación es responsabilidad del gerente o director general, del dueño o el emprendedor, pero el CA no debe operar el negocio, su tarea es estrategia, ser una caja de resonancia.

JLG: En mi experiencia encontré varios puntos fundamentales, cuando iniciamos y conocemos a un empresario o amigos lo jalamos como consejero, o a alguien que llega como inversionista ángel, que muchas veces es la primera vez que invierte y no tiene experiencia en consejos de administración.

● ¿Qué recomendaciones tienen para las startups?

JLG: Lo primero es evitar a gente que no tiene experiencia en consejos, porque muchas veces la curva de aprendizaje afecta a la dinámica. Lo idea es contar con gente que sabe que un consejo es colegiado, que no viene a decir lo que se debe hacer, sino a aportar junto con los demás consejeros. Al final las decisiones se toman de manera colegiadas y por mayoría.

La recomendación es no precipitarse. Inviten a esa persona -que conocieron o al inversionista ángel- como asesor o mentor, y si con el tiempo se ve que está alineado con los objetivos de la organización, sumarlo.

AGM: Un negocio que está arrancando no puede darse el lujo de tener un CA… Una startup lo que más necesita es un mentor, alguien que la acompañe, que la cuestione, que la haga reflexionar sobre el negocio, que en última instancia es lo que hace un CA, ayudarlo a definir la estrategia de negocio: ¿en dónde estoy? ¿hacia dónde lo quiero llevar?, ¿quiénes son mis competidores? ¿cuáles son mis riesgos?

Nosotros -los consejeros- debemos saber la etapa en la que se encuentra la empresa, porque a lo mejor requiere un mentoría, a mí me ha tocado ayudarlos a iniciar y dependiendo del proceso es cómo debes actuar, hay que rodearse de mentores conforme vaya avanzado la empresa. Hay programas en los que, si las empresas califican, los asignan tres mentores, el chiste es que la empresa busque, conforme a su crecimiento al mentor adecuado”.

EVB: Es importante identificar lo que necesito como como emprendedor o empresario, y buscar a alguien que sea más competencia que yo para que la ayuda o el consejo tenga valor. Lo más importante es que la persona que seleccionemos sea relevante en su actividad.

● ¿Cuántas personas son apropiadas para un consejo de administración?

AGM: Para una empresa de más de 100 millones de dólares, entre 10 y 12 personas, pero para una startup con dos tienen.

JLG: La regla de oro para startups es de cinco consejeros: dos por parte de los emprendedores, dos de los inversionistas y un consejero independiente con experiencia relevante en la industria y que sea elegido de manera unánime por los otros miembros. Más de eso pierde agilidad en CA.

AGM: En una startup habría que cuestionarse si realmente es un consejo de administración como lo conocemos en la Ley o código de gobierno corporativo. Los operadores -de la startup- están en ojo de huracán, son todólogos, ahí todos están en la operación, es muy diferente, pero la receta de Javier me gusta.

● ¿Cuánto tiempo es recomendable tener a un consejero o a un CA?

AGM: Debe ser rotativo, no hay un periodo límite, pero sí es recomendable que rote. Necesitamos gente que tengan experiencia, que sea íntegra en cualquier quehacer humano. El empresario o emprendedor se debe rodear de personas con ética intachable en los negocios, que sepa guardar secretos y que sepan diferenciar entre el bien y el mal, y que sean autocríticos.

Por cinco años presidí el consejo de administración de Grupo Saltillo y pasamos por épocas sumamente difíciles para salir adelante y gracias a Dios, lo hicimos. Y eso fue posible por un consejo de administración sumamente responsable, comprometido, vinculado con sus tareas y lo que estaba pasando. En los cinco años que estuve ahí nunca se tomó una decisión que no fuera unánime. Éramos 12 consejeros: seis familiares y seis independientes, no tuvimos problemas.

EVB: Los emprendedores no se deben mortificar si deben cambiarlos si no dan resultados. El consejero está para dar resultados.

● ¿Qué más puede hacer un emprendedor para conformar su CA?

JLG: Hay mucha tarea, lo primero es tener menores o asesores antes de invitarlos al consejo, y tener una lista de potenciales consejeros, entre más grande, más calidad vas a tener. Salgan a buscar a los mejores.

● ¿Es difícil que un empresario se sumen a un CA?

JLG: Ahorita hay una gran oportunidad. Hay muchos empresarios muy exitosos que están en etapa de jubilación, con mucha energía, pasión y ganas de ayudar. Creo que hay una buena oportunidad para que los jóvenes se acerquen a ellos y los ayuden a evitar errores.

angelica.pineda@elecononomista.mx

CRÉDITO: 
Angélica Pineda / El Empresario

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.