Los cuatro topes que frenan el crecimiento de tu empresa

Zev Siegl, cofundador de Starbucks durante su participación en la Semana Nacional del Emprendedor. Foto EE: Adriana Hernández

¿Cuál fue el camino de Starbucks para posicionarse como una de las empresas más reconocidas a nivel mundial en la industria del café? Sin duda, no fue sencillo, ya que estuvo rodeado de obstáculos que permitieron a Zev Siegl, cofundador de la empresa, detectar cuáles son los mayores inconvenientes para el desarrollo de su negocio.

Siegl, quien estuvo en la Semana Nacional del Emprendedor 2018, presentó la conferencia “Los 4 mayores topes del emprendedor”, donde destacó el papel de estas figuras, así como el sano desarrollo que puede tener una startup al superar los obstáculos.

“Es importante que antes de emprender tomen en cuenta cuatro topes que pueden detener su avance: la idea, el equipo, los pronósticos financieros y los fondos”, expuso.

Ideas que agregan valor

De acuerdo con Zev Siegl, al contar con una idea concreta para el desarrollo de una empresa, es necesario considerar tener una demanda real; en el caso del famoso café de la sirena, tomaron en cuenta factores que le dieron un estilo y fueron definiendo la imagen de la empresa.

“Con el paso del tiempo descubrimos que a las personas nos les importaba pagar más por el producto, ¿a cambio de qué? de generar un mayor valor dentro del café, a eso hay que sumar que el logo también le agrega valor a Starbucks, nos identifica”, consignó.

Otro punto a considerar dentro es tener una ventaja secreta, “es un plus que permite explotar las necesidades que pueda tener el mercado, saber sacar provecho; un ejemplo muy sencillo, aquellas empresas que brindan servicios las 24 horas”, dijo Siegl.

De acuerdo con el cofundador, los competidores también influyen en la creación de nuevas ideas que ayudan al crecimiento de la startup. “Al inicio, puedes entrar al mercado sin tener competidores; sin embargo, tarde o temprano los habrá (…) se necesita definir una estrategia para competir sin problemas”.

“¿Cómo puedes vender una idea sin necesidad de tanta explicación?”, preguntó a los presentes durante su participación. “Un discurso de elevador es una técnica en la que en sólo 30 segundos puede demostrar la esencia de tu empresa, sin más, ni menos”, añadió.

El equipo, arma necesaria

El equipo de trabajo, es decir, los colaboradores, son fundamentales para el desarrollo de un emprendedor y el crecimiento de una empresa, por ello es necesario que se cuente con un equipo que pueda ejercer diferentes acciones y actividades, a fin de mantener el equilibrio de la compañía y evitar un declive de la misma.

“La experiencia la podemos tener, podemos ejercer diferentes tareas; no obstante, una startup siempre será más fuerte en equipo que uno solo (…) se necesita tener socios, distribuir”, explicó, a la vez que destacó que, en el caso de Starbucks, mientras sus dos compañeros fundadores ejercían ciertas funciones, él se encargaba de la gestión financiera y el posicionamiento en el mercado.

Prevención mediante pronósticos

El tercer tope por el cual puede atravesar un emprendedor son los pronósticos financieros que pueden ocuparse para elevar o echar abajo las proyecciones de una empresa.

A decir de Siegl, siempre es necesario prestar toda la atención a las proyecciones financieras, donde destaca que la investigación es y será necesaria.

“El cálculo siempre será necesario antes de que se inicie el negocio de ventas, es fundamental, esto con el objetivo de evitar pérdidas. Se necesita contar con un balance que muestre todos los cambios que se pueden realizar para evitar un movimiento inesperado”, agregó.

Los pronósticos, asegura, también responden a interrogantes personales que el emprendedor tiene al respecto de su empresa y de los cuales puede valerse para posicionarse.

“Al día de hoy, Starbucks es la séptima empresa de generación de bebidas a nivel mundial, todo esto por la idea de tres amigos que decidieron emprender un proyecto que con el paso del tiempo fue avanzando”, expresó.

Sin fondos, no hay empresa

El último tope con el cual puede enfrentarse una startup son los fondos de financiamiento que, según el cofundador de la cafetería, al día de hoy es un elemento que muchos emprendedores no logran ver al inicio.

Para evitar esto se necesita contar con socios, amigos, familiares e incluso, en algunos casos, con apoyos gubernamentales para emprendedores que se conviertan en un acelerador para potencializar la empresa, pero, advierte, al tratar con inversionistas asegura que desde un principio es necesario establecer cuánto capital será destinado hacia ellos, tomando en cuenta las proyecciones financieras.

“Puedes tener crecimiento dentro de tu empresa, pero si no cuentas con capital, eso se convierte en un gran error que puede costar mucho (…) de ahí la importancia de tener en cuenta los cambios dentro de los pronósticos financieros que se realicen previamente”, manifestó.

Al tener en cuenta los cuatro topes que pueden frenar el avance de los emprendedores es más sencillo que el camino se vuelva más fluido. “Se deben tomar buenas decisiones, con bases”, finalizó.

CRÉDITO: 
José Ángel Ortiz Villanueva