Una de cada tres franquicias se ve afectada por el cierre de restaurantes

Foto: Especial

Una de cada tres franquicias se dedica al giro de alimentos y bebidas, las cuales se han visto afectadas debido al nuevo cierre obligatorio generado por el semáforo rojo.

Desde inicios de la pandemia, los restaurantes y demás empresas consideradas bajo la etiqueta de “No esencial” han tenido que valerse de creatividad y nuevas líneas de negocios, pero no por ello han podido recuperar el nivel de ventas y servicios de los meses previos a la situación de emergencia que vivimos actualmente. “Han mermado su liquidez, muchos han tenido que disminuir su plantilla y un gran porcentaje ha tenido que cerrar su operación definitivamente dejando en la calle a sus colaboradores”, mencionó Ferenz Feher, CEO de Feher Consulting.

La consultoría detalló que el giro de alimentos y bebidas representa el 32% de las más de 1,500 marcas mexicanas de franquicias existentes, siendo uno de los sectores más importantes en la economía del país.

Todas ellas cumplen formalmente con pago de salarios e impuestos, así como con las medidas sanitarias establecidas desde el día uno de esta pandemia y han hecho uso de su creatividad para sobrevivir.

La situación del sector restaurantero en México se ha visto rebasada en las últimas semanas. Ante las restricciones que impiden la apertura del sector restaurantero formal y permiten que la informalidad opere con la normalidad que les ha caracterizado desde inicios de la pandemia, el sector restaurantero ha definido este lunes la apertura de sus negocios, pese a que las autoridades han declarado la continuidad indefinida del confinamiento.

En este panorama, en Feher Consulting hace un llamado a las autoridades a reconsiderar como esencial al sector restaurantero. Ferenz Feher, CEO de Feher Consulting afirma que “cada restaurante da empleo formal y mínimo ayuda a 50 familias que viven de su operación. Además, estos lugares pagan impuestos y seguro social, apoyan a los productores del campo y de insumos primarios, entre otros. Por ello tienen que reconsiderarse como sector esencial de la economía mexicana.”

Por su parte, Karen Feher, directora comercial de la Consultoría afirma que “Esto lo veníamos previendo, desde el primer cierre de actividades, pero en estos momentos, necesitamos trabajar todos juntos; gobiernos e industria restaurantera para hacer frente a esta pandemia sin precedentes. La industria restaurantera merece mayores garantías que la industria informal, porque nos estamos jugando miles de empleos y nosotros sí pagamos impuestos”.

“Entendemos el punto de vista del gobierno, pero también somos testigos de la inversión que el sector ha tenido que hacer en las mejoras durante este tiempo, para brindar la seguridad a sus comensales, pese a no tener finanzas sanas. Estamos seguros que de llegar a un consenso en donde todas las voces sean escuchadas será mejor opción, para salir fortalecidos de esta situación que ya se ha cobrado miles de empleos. Es momento de unirnos como Iniciativa Privada y Gobierno, para trabajar en conjunto y ofrecer un mejor panorama para todos”. puntualizó Ferenz Feher.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario