Scaleups, pymes con espíritu de escalar

Foto: Shutterstock

Se caracterizan por su afán de expansión, búsqueda de clientes y generación de productos innovadores

Sólo 6% de las empresas en México presenta un crecimiento constante de 20% anual y tiene plantillas de entre 10 y 249 empleados, según el Reporte 6-30: “Por qué las ‘Scaleups’ son Críticas para la Creación de Empleo en México”, realizado por la aceleradora de negocios Endeavor.

Estas empresas se caracterizan por su afán de expandirse a nuevos mercados, la búsqueda de clientes y la generación de productos modernos e innovadores, explicó en entrevista Rhett Morris, vicepresidente y director de Endeavor Insight.

La principal diferencia con las pequeñas o medianas empresas (pymes) es la mentalidad de sus líderes: “El propietario típico de una pyme no quiere aumentar el empleo, no quiere hacer frente a la responsabilidad que implica crecer, tener más empleados y clientes”.

Michael Goodwin, socio senior de Endeavor Insight, distingue a los emprendedores tradicionales de las scaleups: “La mayoría de los emprendedores no tiene el objetivo de hacer crecer su negocio muy rápido, un emprendedor tiene un negocio estable y así es feliz. No tienen como meta desarrollar mayores mercados”.

Las startup, por otro lado, son empresas de reciente creación que tienen procesos, productos o servicios altamente innovadores; entre sus retos se encuentra que el monto de sus utilidades es muy alto y no refleja esta maduración en sus procesos de gestión o de captación de personal para poder administrar la riqueza que llega rápidamente, detalló Angélica Rodríguez, profesora en la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad Panamericana. Mientras que una scaleup es la segunda fase de un startup, se trata de empresas ya consolidadas que comienzan a crecer y desarrollarse basadas en la innovación que han hecho de sus procesos, productos o servicios o gracias a un deseo repentino del mercado por adquirir sus productos o servicios.

Ejemplo de ello -comentó la académica- es Amazon, una empresa que nació como una distribuidora de libros físicos en Estados Unidos, pero conforme creció se convirtió en una tienda en línea que ofrece libros online, un producto innovador que despertó una necesidad en sus consumidores e hizo despegar sus ventas.

Para desarrollarse rápido, las scaleups tienen que madurar sus procesos, procedimientos y cultura organizacional desde el inicio de sus operaciones para enfrentar descalabros propios de una organización.


Generadoras de empleo

Según el informe de Endeavor, un gran número de empresas mexicanas tiende a mantener el mismo número de empleados durante muchos años. Por ello, no inciden en acabar con el desempleo en el país. Caso contrario, establece Rhett Morris, “las scaleups contribuyen más al crecimiento del empleo que otro tipo de empresas”.

“Una pyme típica mexicana crea alrededor de 30 empleados en tres años, pero difícilmente aumentará este número durante los tres años siguientes; mientras que las scaleups, además de contratar a los mismos 30 trabajadores, generarán 20 puestos laborales extras en los próximos tres años”, afirma el experto.

Los trabajos que las scaleups crean son a largo plazo, pues muestran un alto grado de resistencia a los periodos de recesión. Esto deja ver que el capital humano es parte esencial del negocio: “Los trabajadores que comenzaron en niveles ubicados en la base del organigrama se mueven a mandos medios, donde tienen la posibilidad de gestionar proyectos y desarrollar habilidades gerenciales”, menciona el reporte.

“Para que una empresa llegue a ser scaleup, el emprendedor debe tener conciencia de que la adrenalina no está en el reto de emprender, sino en mantener y escalar el negocio”, finalizó la académica de la UP.

CRÉDITO: 
Samantha Álvarez

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.