Pronafim, pasará de ser una fondeadora a otorgar garantías a microfinancieras

Foto: Especial

El Programa Nacional de Financiamiento al Microempresario (Pronafim), dependiente de la Secretaría de Economía, se encuentra en un proceso de transformación, donde se prevé que de ser un fondeador a las entidades de microfinancieras pase a ser un organismo que dé a estas entidades garantías líquidas, con el fin de que estas organizaciones puedan acceder a mejores líneas de fondeo provenientes de la banca de desarrollo.

Según Antonio Escamilla Díaz, coordinador general del Pronafim, lo que se busca es generar un proceso cíclico donde el Pronafim revise, asesore y canalice a una microfinanciera a su esquema de garantías, con el fin de que la banca de desarrollo les otorgue una línea de fondeo, misma que serviría para que la entidad financiera disperse microcréditos a los microempresarios.

“Pronafim ahora puede implementar un esquema de garantías y los recursos potenciarlos en al menos 20% por año”, detalló Escamilla Díaz.

Según Díaz, todavía hace algunos meses la actividad del Pronafim se centraba en otorgar fondeo a las entidades microfinancieras con el fin de que este se canalizara a través de microcréditos a las microempresarias y microempresarios del país, sin acceso a servicios financieros formales para que desarrollen una actividad productiva.

El fondeo que otorgaba el Pronafim provenía de dos de los fideicomisos que administra dicho esquema: el Fideicomiso del Fondo de Microfinanciamiento a Mujeres Rurales y el Fideicomiso del Programa Nacional de Financiamiento al Microempresario.

Sin embargo, el programa vive una reestructura que derivaría en ser un organismo centrado en otorgar garantías líquidas para que las microfinancieras puedan acceder a fondeo con mejores condiciones en la banca de desarrollo.

“Muchas de (las) instituciones microfinancieras tienen más de un fondeador en la banca de desarrollo…entonces eso permitirá que puedan acceder a líneas de crédito más amplias”, comentó Escamilla Díaz.

Convergencia con Inadem

Hace algunas semanas, El Empresario, la comunidad pyme de El Economista, informó que con la desaparición oficial del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), el Pronafim tendrá algunas facultades del organismo recientemente desaparecido.

Durante la discusión que se llevó en el Senado de la República hace algunas semanas, cuando se aprobó la desaparición del Inadem, varios senadores vislumbraron que el otorgamiento de las facultades del Instituto al Pronafim derivaría en la creación de la Unidad de Desarrollo Productivo al interior de la Secretaría de Economía.

“La Unidad de Desarrollo Productivo, que integran actualmente los programas Nacional de Financiamiento (al Microempresario) y el Instituto Nacional del Emprendedor, que serán una sola cosa, serán y tendrán las mismas funciones, pero con una reingeniería que ya está plasmada”, expresó en su momento el senador Ernesto Pérez Astorga de Morena.

“Esta unidad productiva —añadió— va a apoyar a las micro y pequeñas empresas en temas de capacitación, asistencia técnica y certificaciones, va a financiar a través de garantías líquidas, fondos estratégicos de industria, de agro, productos químicos y de software”.

En el sexenio anterior, el Pronafim otorgó más de cinco millones de microcréditos, que sumaron una cifra de más de 14,000 millones de pesos, en beneficio de 4 millones de personas.

De acuerdo con voces del sector de las microfinanzas, muchas de estas entidades en algún momento de su vida, principalmente al inicio, han recibido apoyos por parte del Pronafim.

CRÉDITO: 
Fernando Gutiérrez / El Economista