Pandemia aceleró emprendimiento de mujeres en 30%

La mayoría se enfoca en franquicias. Foto: Especial

Aunque la pandemia del Covid-19 ha sido uno de los momentos más críticos para el mundo, también ha dejado cosas positivas, por ejemplo, el aumento de mujeres emprendedoras, que ha crecido de un 25% a 30%, de acuerdo con datos del Inegi y cámaras empresariales.

Daniela Rosales, gerente senior de Kumon México, empresa enfocada en el desarrollo de habilidades a través de las matemáticas, lectura e inglés, explicó que el interés de las mujeres emprendedoras se enfoca en las franquicias como las de Kumon, de las cuales 89% son lideradas por mujeres.

“Hoy la industria de las franquicias en México y América Latina es una de las mejores opciones para las mujeres que buscan un negocio propio, rentable, que les proporcione independencia al tiempo de generar un impacto positivo en su comunidad. Tan sólo en México existen unas 1,500 marcas con 75,000 unidades de negocio y generan más de 900,000 empleos de acuerdo con datos del sector a 2019”, destacó.

Explicó que de acuerdo con las últimas cifras emitidas por el Inegi, 64.5% de la población de México son mujeres, y de este universo, 40.9% tiene actividad económica activa.

Datos de la Canacintra-Capítulo Mujeres, describen que en México incrementó en 37% el número de mujeres que se encuentran al frente de un negocio y se espera que en el corto plazo se incremente.

Ante las afectaciones laborales por el Covid, nace un mayor impulso a tener un negocio propio, y adquirir una franquicia se convierte en una de las mejores opciones.

En ese sentido, Rosales manifestó que durante el 2020 e inicio del presente año, una mayor cantidad de mujeres se han convertido en emprendedoras con un negocio propio, aumentando el interés y demanda por adquirir una franquicia, como es el caso de Kumon, “en donde las oportunidades para balancear la vida personal y profesional, combinadas con una baja inversión inicial nos han permitido ser un modelo de negocio más atractivo para ellas”.

En su caso específico, son más las mujeres que adquieren la franquicia debido a que participan más en el ámbito académico. “Dentro del sector privado y de gobierno, la actividad económica con una mayor participación de mujeres son los servicios educativos, con una representación de 63.2%”,dijo.

Si bien, todavía no hay cifras de la evolución del sector en 2020, se calcula que el valor del mercado de franquicias en el país es de alrededor de 4,500 millones de dólares (según estudios de la consultoría Feher & Feher) y se espera que con la reactivación de la economía tras la pandemia, la demanda y crecimiento vea un alza ante el interés cada vez mayor por independizarse del género femenino.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario