Clip "sujetará" a más comercios

Foto: Cortesía

Clip, empresa creadora de la herramienta electrónica para transacciones con tarjeta de crédito y débito, planea llegar a 35,000 dispositivos en el mercado mexicano mediante una reforzada estrategia de expansión, para que los cerca de 350,000 comercios con Terminal Punto de Venta (TPV) sustituyan sus terminales tradicionales con este nuevo modelo de pago móvil.

Para alcanzar el objetivo, la empresa busca levantar rondas de inversión tanto en México como en Estados Unidos (Silicon Valley) porque consideran que los fondos nacionales tienen un buen expertis en cuanto a contactos y redes de negocios, mientras que los extranjeros “saben hacer crecer a las empresas de tecnología”.

Una vez capitalizados, la estrategia estará dirigida a difundir que con Clip los negocios pueden simplificar, agilizar y aumentar sus ventas, ya que este dispositivo de cobro móvil abre las puertas de un mercado nacional compuesto por 28.8 millones de tarjetas de crédito y 132.2 millones de tarjetas de débito, según datos del Banco de México.

Clip, creada en 2013 cuenta con 10,000 dispositivos en el mercado, con lo cual, se posiciona como la principal herramienta electrónica de pago con tarjeta en comercios que usan este método, por encima de iActive de Banamex, iZettle o Billpocket, asegura Adolfo Babatz, cofundador y CEO de Clip.

Asegura que este crecimiento radica en la rapidez y el gasto accesible que realiza el empresario para obtener el producto. Explica que comparado con las terminales tradicionales que cobran renta, comisiones y toman entre tres y nueve meses para adquirirlas, Clip sólo requiere de una cuenta en la página web clip.mx y el pago único de 500 pesos por dispositivo. La entrega se realiza en los días subsecuentes y se puede emplear tanto en dispositivos Android como iOS para que los negocios “sólo paguen la comisión cuando se vende un producto”.

“El problema no son los comercios, sino los procesos que deben de enfrentar para obtener una terminal. Cuando tienes que dar actas constitutivas, comprobantes de domicilio, de ingresos o dejar depósitos, se transforma en un freno natural para la aceptación de tarjetas”, señala el CEO.

Clip acepta meses sin intereses y todos los métodos de pago, como son: Visa, Master Card, American Express, JCB, Discover, Carnet, Amex y 16 bancos. Además de ser el modelo oficial de aceptación móvil de American Xpress.

“Si hoy quieres tener estos servicios necesitas de siete u ocho terminales en tu comercio, con Clip tienes todo en un solo lugar”, apunta Babatz.

Para mantener su paso en el mercado, la empresa tomó medidas estrictas en el tema de seguridad “Tenemos metodologías, modelos de prevención de fraude, exposición de transacciones y estándares de inscripción de datos para prevenir delitos”, apunta Adolfo.

IMPORTANCIA DE LA TRANSACCIÓN CON TARJETA

De acuerdo con el Banco de México cada año se realizan más de 129,000 millones de operaciones con tarjeta. Por ello, Babatz hace hincapié en la importancia del pago electrónico en los comercios y califica como correcto el marco regulatorio que se ha implementado hasta el momento.

“Operar en el país desde el punto de vista regulatorio es bastante bueno. El tema no es que las autoridades no quieran, al reves, lo que quieren es que haya más pagos electrónicos para que exista menos efectivo; el efectivo implica lavado de dinero, robo, poca fiscalización y una serie de inconvenientes”, dice Babatz

Claret Uribe, fundadora de Bebe2go.com, tienda en línea de productos para bebes, señala “Clip nos ha funcionado por varias razones, cuando tenemos eventos físicos necesitamos una forma de pago y 80% los hacemos con Clip, de no tenerlo perderíamos muchas ventas. Por otro lado, están los meses sin intereses y el pago por entrega, esto último es la mejor forma de ‘jalar’ clientes por primera vez”.

Otro cliente asiduo es La Lonja Mercantil, feria itinerante de diseño independiente, que antes de conocer este sistema de pago enfrentó problemas para rentar terminales porque las comisiones eran hasta de 6 por ciento.

“Banco Ixe nos cobraba aproximadamente 500 pesos por renta, pero te quitaban la terminal después de dos días y la comisión era del doble comparada con Clip”, comenta Joanna Ruiz Galindo, fundadora de dicho negocio.

“Clip nos ha servido porque 70% de los pagos que hacemos son con tarjeta. Nosotros no cobramos comisión, entonces es un servicio que ofrecemos a los diseñadores para que conozcan lo fácil que es cobrar con plástico”, finaliza Galindo.

[email protected]

acv

CRÉDITO: 
Arturo Cardoso / El Empresario