empleados felices

Por: Gerardo Hernández / El Economista

Para tener un buen ambiente laboral, el diseño adecuado de los espacios de trabajo debe complementarse con buenas prácticas que cubran las necesidades de los colaboradores.

Por: Blanca Juárez / El Economista

El Proyecto Vive, un programa que capacita a mujeres para las ventas en el sector menorista, es un buen ejemplo de la importancia de dialogar sobre la violencia de género. Sus integrantes afirman que erradicar esas prácticas ayudará a las empresas y a trabajadoras.

Por: Redacción / El Empresario

No estar conforme en el empleo, así como tener malas prácticas de trabajo, se deben en su gran mayoría, a la empresa para la que se labora, revela la última encuesta realizada por OCCMundial, el Centro de Carrera Profesional en línea.

Por: Elizabeth López Argueta / El Empresario

Del aprendizaje total de un empleado, 70% debe recibirlo de su trabajo, 20% de mentorías y coaching y 10% en salones de clases. Para compartir el conocimiento, la tecnología es un buen aliado.

Por: Elizabeth Meza Rodríguez / El Empresario

Las empresas requieren dar compensaciones laborales.

Por: Redacción / El Empresario

¿La quincena ya no te rinde como antes, tienes mayores gastos, hasta tienes que pedir prestado y llevas varios años en tu compañía? Tal vez es momento de pedir un aumento.

Por: Redacción / El Empresario

Las empresas deben ser las principales promotoras de la felicidad de sus equipos de trabajo y para ello, Harvard comparte su fórmula de tres pasos.

Por: Elizabeth López Argueta / El Empresario

Crear un lugar de trabajo emocionalmente inteligente e incorporar internet de las cosas, así como desarrollar una economía colaborativa son los principales retos de Recursos Humanos.

Por: Redacción / El Empresario

¿Qué necesitan los empleados en sus centros de trabajo para que estén más felices y sean más productivos? La clave está en espacios tecnológicos, ya que además generan motivación, satisfacción laboral y mayor bienestar.

Por: Redacción / El Empresario

Los índices de la OCDE indican que el promedio de los países miembros de la organización fue de 50 puntos en una escala de 100, mientras que México alcanzó apenas 20 puntos.

Distribuir contenido