Empleos informales crecen más rápido

Foto: Archivo/El Economista

Edomex registró 20,594 formales contra 166,368 informales

La limitada generación de empleo en el país propició que en 10 estados creciera más rápido la informalidad que el mercado laboral formal durante el último año, según estadísticas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

Se trata de Estado de México, Puebla, Durango, Tabasco, Michoacán, Morelos, San Luis Potosí, Hidalgo, Baja California Sur y Tlaxcala.

En esta decena de entidades, el número de personas que se enroló al sector informal avanzó a una mayor velocidad que el total de habitantes que se incorporó a los registros del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de junio del 2012 a igual periodo de este año.

“La ocupación en actividades informales es una importante válvula de escape ante la falta de oportunidades dentro de unidades económicas formales, así como resultado del incumplimiento del marco legal en materia tributaria y en torno de la provisión efectiva de derechos laborales a los trabajadores”, asegura la consultoría aregional en un informe sobre el tema.

Y es que en México se requieren 
1 millón de empleos al año, y sólo se generan alrededor de 600,000.

Detalles

El Estado de México es el caso más importante. El empleo formal creció en 20,594 puestos; sin embargo, la economía subterránea (como también se le conoce) lo hizo en 166,368; es decir, por cada puesto formal, ocho individuos se sumaron a la informalidad.

Le siguió Puebla, con un aumento de 17,663 plazas formales contra 58,921 informales; Durango, con 4,419 frente a 40,336, y Tabasco, con 10,367 contra 36,706.

Michoacán es un caso especial. Su informalidad creció en 35,471 personas y no sólo no generó empleo formal, sino que perdió 2,225 plazas.

De acuerdo con el investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Jesús Sánchez Arciniega, la economía subterránea representa hasta 35% del Producto Interno Bruto nacional, es decir, alrededor de 5.2 billones de dólares.

Oaxaca, el menos formal

Al primer semestre del 2013, Oaxaca registró el nivel más alto en el sector informal. De cada 100 personas trabajando, 81 lo hacen en ese segmento.

Guerrero se posicionó con 79.41%; Chiapas, con 78.17%; Puebla, con 74.68%; Hidalgo, con 73.86%; Tlaxcala, con 72.81%, y Michoacán, con 72.56 por ciento.

El sector informal en 11 estados del país creció de junio del 2012 a igual periodo de este año.

Tabasco mostró el mayor aumento, al pasar de 62.71 a 64.3% de su población ocupada. Le siguieron Zacatecas, Morelos y Chiapas.

En un estudio, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) afirmó que la informalidad tiene implicaciones importantes para la productividad, el crecimiento económico y la desigualdad de ingresos.

“En los últimos años, la dimensión del empleo informal ha aumentado en cerca de dos tercios de los estados de México. (El fenómeno), medido utilizando la participación en el sistema federal de seguridad social (IMSS), varía entre 80% en uno de los estados más pobres de México y 45% en uno de los más ricos”, destacó la OCDE.

[email protected]

CRÉDITO: 
Fernando Franco, El Economista