Importación de pollo no impacta precios

Archivo/Eleconomista.mx

El valor del producto subió 57.3% en el DF; expertos ven abusos por parte de los comercializadores

Las importaciones mexicanas de pollo volvieron a romper récord de enero a mayo del 2013, para llegar 297.4 millones de dólares, un alza de 19.9% frente al mismo periodo del año pasado, el máximo histórico hasta entonces.

En volumen, estas compras sumaron 276,497 toneladas, un incremento de 10.3% interanual, de acuerdo con datos de la Secretaría de Agricultura.

Sin embargo, esto no fue suficiente para bajar los precios internos: el kilo de pollo entero de la empresa Bachoco pasó de 24.80 a 39 pesos en el último año culminado esta semana, en el mercado de San Juan, en el Distrito Federal, registrando un alza de 57.3 por ciento.

Son las imperfecciones del mercado; hay abusos y ahí es donde debe estar la Secretaría de Economía, metiéndole mano”, dijo Juan Carlos Anaya, director general del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA).

En otra medida tendiente a revertir la afectación a los consumidores, la Secretaría de Economía anunció en mayo la autorización de un cupo para importar 300,000 toneladas de carne de pollo de cualquier parte del mundo que cumpla con los requisitos sanitarios. Pero, a la fecha, el mecanismo todavía no se utiliza.

En las últimas semanas, funcionarios de Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) visitaron Brasil y Argentina para autorizar varias plantas interesadas, sin que concluya aún el proceso de aprobación.

La Secretaría de Economía informó que está a punto de finalizar la “hoja de requisitos” para liberar la importaciones provenientes de Sudamérica.

La de aves de corral es la carne más consumida por los mexicanos y, también, la más importada. No obstante esa condición, México tiene básicamente un solo suministrador externo, Estados Unidos, puesto que, si bien Chile también lo abastece, lo hace en forma marginal.

De hecho, México es el principal destino de las exportaciones de pollo de Estados Unidos, quien es, a su vez, el segundo proveedor mundial, con ventas foráneas por 5,026 millones de dólares, superado por Brasil, con 6,948 millones de dólares.

México fue el séptimo mayor importador de carne de aves de corral en el mundo durante el 2012, con adquisiciones por 1,097 millones de dólares, detrás de Alemania, Arabia Saudita, Reino Unido, Hong Kong, Japón y Francia.

De acuerdo con la Secretaría de Agricultura, la producción nacional de pollo fue de 2 millones 788,392 toneladas en el 2012, 0.8% mayor que la obtenida en el año previo.

[email protected]

CRÉDITO: 
Roberto Morales, El Economista