Educación del cliente, éxito para banca móvil

Foto: Shutterstock

Tenemos que crear un producto que sea económico: Scotiabank

Para que el negocio de pagos móviles tenga éxito, se requiere que los costos de operación sean bajos para los clientes, así como que las soluciones y productos estén orientados a cubrir las necesidades de las personas y no la de los bancos, consideraron especialistas.

En un estudio sobre pagos móviles realizado por Payment America, se establece que el pago con dinero en efectivo es un hábito adquirido con el tiempo y la gente se siente cómoda y confiada utilizándolo, por lo que ve esta forma de pago con mucha más confianza que las formas de pago electrónicas, en especial en países con historias de quiebras de bancos y crisis financieras como México.

Alrededor de 60% de los latinoamericanos, o 250 millones de personas, carecen de acceso a los servicios bancarios, según el Banco Mundial.

En México, se tiene una penetración bancaria de 25% del PIB, mientras que aproximadamente 85% de la población tiene una cuenta de celular, con casi 90 millones de números telefónicos en el país.

“El dinero en efectivo no supone ningún problema para la mayoría de la gente, al menos, hasta que prueban algo diferente. Lo más difícil de todo es el hecho de introducir un nuevo sistema de pago que requiere un tratamiento coordinado, en el que consumidores, comercios, agentes y otros participantes, deben actuar conjuntamente”, mencionó el documento.

Jeffrey Bower, director internacional de Pagos Móviles de Scotiabank, mencionó que una de las principales barreras para la adopción de la banca móvil es informar y educar a las personas sobre el valor de los servicios financieros.

Tenemos que crear un producto que tenga sentido usarlo y que sea económico. Las instituciones financieras lo están consiguiendo al disminuir los requerimientos para abrir una cuenta, utilizando cuentas simplificadas o básicas, ofreciendo servicios de pago pay as you go, estableciendo redes de agentes en las comunidades donde la gente vive y con acceso a las cuentas desde el móvil”, dijo Bower.

Marcelo Scaglia, director de Desarrollo de Negocios en Banamex/Citi, consideró: “La decisión más importante del negocio es centrarnos en las necesidades del cliente y no centrarnos en las soluciones creativas que buscan un problema que debe ser solucionado para el banco”.

Mencionó que la información y educación del cliente es muy importante para el éxito de la banca móvil, en la que es mucho más fácil estimular la adopción cuando existe una solución que se ajusta perfectamente a sus necesidades.

Asimismo, estableció que otro aspecto importante en la adopción de la banca móvil es el de los diferentes puntos de vista de todos los participantes en el ciclo de pagos, donde es necesario que los intereses de estos tenga prioridad.

“No se trata de eliminar el dinero en efectivo, se trata de entender la realidad de estos jugadores y sus necesidades. Por ejemplo, los beneficiarios de un subsidio necesitan un valor agregado para su dinero, si podemos ofrecerles un beneficio extra para comprar en una tienda, no sacarán el dinero desde un cajero automático”, dijo el directivo de Banamex.

El director internacional de Pagos Móviles de Scotiabank, por su parte, agregó que el desafío para construir la aceptación de la banca móvil es tener un gran número de emisiones y una elevada demanda de uso del método de pago.

[email protected]

CRÉDITO: 
Edgar Huérfano, El Economista