Senado retoma legislación de franquicias

Archivo/Eleconomista.mx

Este modelo de negocio ahora será regulado por el Código de Comercio.

La propuesta del Senador Jorge Andrés Ocejo Moreno de reformar, derogar y añadir diversas disposiciones a la ley de propiedad industrial en materia de franquicias, fue considerada por la Asociación Mexicana de Franquicias (AMF) como inerte y con graves implicaciones para el rubro, razón por la cual se dio a lugar una serie de discusiones y se consiguió que estos modelos de negocio, ahora sean regulados en el Código de Comercio.

“Al Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) ni a nosotros se nos había consultado en absoluto para esta ley. Esta propuesta era muy agresiva y con poco fundamento en la materia para el tema de franquicias, la cual hubiera puesto en riesgo la posición no sólo de los socios, sino de todo el sector. Ahora se propone regular la figura bajo el carácter del Código de Comercio, en el entendido de que es una relación comercial y de particulares, lo cual suena lógico, más allá de una análisis técnico mucho más profundo”, afirmó el químico, Diego Elizarrarás Cerda, presidente de la (AMF).

La iniciativa fue presentada a finales de 2011, pero se busco modificarla y tuviera como resultado a la actual ley publicada el 25 de abril, con esta propuesta de reforma, dejó sin efectos la anterior presentada por el senador, destacando que este adoptó el texto enviado por AMF con gran premura.

“Vale la pena sentarse en analizar el tema de manera formal y sin aprovechar momentos políticos, sopesar las cosas de que es lo que más conviene al sector desde el punto de vista que es uno de los proyectos más importantes de generación de empleo que desarrolla el gobierno en muchos años y que evidentemente hay que pensar en su continuidad con el próximo cambio de gobierno“, explicó el directivo.

Entre las consideraciones que en dicho proyecto se mencionan, son:

1.- Que las marcas licenciadas por el franquiciante en la franquicia, deben distinguir precisamente los productos o servicios relacionados con el giro principal de ésta, con lo que elimina la ambigüedad de que basta con que el franquiciante cuente con una marca.

2.- El documento de divulgación conocido como Circular Oferta de Franquicia (COF), además de lo previsto con anterioridad, ahora considera que le sea especificado al inversionista si es requisito que esté vinculado de forma directa con la operación de la franquicia; señalar la obligaciones del franquiciatario a la terminación del contrato de franquicia, principalmente respecto a la preservación de información confidencial, secretos industriales y también respecto a las obligaciones de no competencia.

3.- El franquiciante deberá incluir un directorio de sus franquiciatarios actuales y aquellos que han dejado de serlo; y proporcionar una copia del contrato para el análisis del franquiciatario. Con lo cual se consigue dar mayor certeza a la decisión que toma el inversionista. También hubo modificaciones en cuanto a las consecuencias por la falta de entrega de la información, su entrega parcial o la falsedad de la misma.

4.- En cuanto al contrato de franquicia, se aclara la parte de exclusividad territorial; el tema de la proveeduría exclusiva sólo será procedente cuando se justifique en las características propias del modelo; y además la obligación del franquiciante de mantener vigentes las marcas.

5.-Se establecen claras obligaciones del franquiciatario en cuanto al tratamiento de información confidencial y secretos Industriales, durante la vigencia del contrato y a su terminación.

6.-También se menciona que todas la innovaciones desarrolladas a partir de la información del franquiciante se entenderán en beneficio del propio sistema de franquicias.

7.- Otra adición importante es que ahora se establecen claramente las diversas acciones que deberá seguir el franquiciatario a la terminación del contrato de franquicia, tales como dejar de utilizar marcas, realizar pagos por contraprestaciones pendientes, devolver la información confidencial entre otras.

Por último, Elizarrarás aseguró que ninguna ley superará a lo que una buena administración que llegue a tener una franquicia consiguiera para ser productiva, “lo que ayudaría a que el sector mejorara es que el mercado se encuentre mejor capacitado y que la gente entienda que el sistema de franquicias no es un modelo de piloto automático, ni en el que te haces millonario de la noche a la mañana, sino que es una herramienta para hacer negocios más competitivos”, finalizó.

CRÉDITO: 
Equipo de Redacción