Protege a tu pyme de un terremoto

Foto: Cortesía

No permitas que una catástrofe termine con tu negocio

El costo potencial de un terremoto ha aumentado en varias partes del mundo, incluyendo México, hay que tener en cuenta que una catástrofe de este tipo puede provocar grandes pérdidas económicas en las empresas debido a que estas no puedan reiniciar sus actividades porque sus instalaciones tales como oficinas, tiendas, bodegas, fábricas o bien sus proveedores resulten con daños estructurales, pero ¿cómo nos preparamos para un evento de esta naturaleza? ¿Cuáles son las características del seguro de terremoto que se vende a las empresas?

Para tener cobertura en este tipo de catástrofes, se requiere contratar una póliza de “seguro de incendio con cobertura adicional de terremoto y/o erupción volcánica”, como mínimo. Existen tres tipos de coberturas contra sismos: una que cubre los daños estructurales que surgen en un inmueble, otra que protege los artículos que se encuentren al interior del mismo (contenidos) y por último aquellas garantías que se relacionan con la pérdida de beneficios por el daño físico de los inmuebles.

Lo más recomendable para los dueños de compañías es contratar una Póliza Múltiple Empresarial debido a que es un producto que ofrece protección integral y es de los seguros más completos que existen, ya que combina varias protecciones del seguro de daños en un solo paquete que se adapta a las necesidades particulares del cliente.

Se cubre al asegurado de riesgos como incendios, desastres naturales (terremoto y huracán), pérdidas consecuenciales resultantes de un daño material, robos, o bien responsabilidades económicas y legales derivadas de daños a terceras personas.

¿Cómo funciona?

  • • Con esta póliza se aseguran, los edificios y contenidos, de empresas comerciales, industriales y de servicios.
  • • Los principales riesgos asegurados son incendio, terremoto y otros riesgos catastróficos, pérdidas consecuenciales, responsabilidad civil, robo con violencia, rotura de cristales, rotura de maquinaria, etc.
  • • La función primordial de esta póliza es proteger al asegurado de las pérdidas o daños materiales, directamente sufridos en un bien integrante de su patrimonio. Por otro lado, la cobertura de pérdidas consecuenciales, protege contra la pérdida de ingresos y utilidades a consecuencia de los riesgos de incendio, terremoto o huracán. Por último la cobertura de responsabilidad civil, protege al asegurado por actos ante terceros en que pueda incurrir, por los que sea legalmente responsable.

En resumen, se aseguran tres aspectos claves para la operación de un negocio: el patrimonio, la pérdida de ingresos como consecuencia de un daño material y la responsabilidad civil.

La cobertura de pérdidas consecuenciales es un valor agregado:

A elección del asegurado se cubrirán las siguientes pérdidas consecuenciales resultantes de la paralización o entorpecimiento de las operaciones de la empresa:

  • Remoción de escombros
  • Gastos extraordinarios
  • Gastos fijos, sueldos y salarios

Es indispensable proporcionar la siguiente información para obtener una cotización de cualquier aseguradora:

  • Nombre del asegurado, dirección, giro del negocio.
  • Nombre y domicilio correcto de cada ubicación que se desee asegurar.
  • Es muy importante proporcionar los códigos postales de manera correcta, para poder detectar la concentración de valores o cúmulos por zonas sísmicas.
  • Proporcionar los valores actuales de los bienes inmuebles que se deseen asegurar así como de sus contenidos, es imperativo que se adquiera el monto adecuado de aseguramiento
  • Especificar tipo de construcción, antigüedad del edificio y número de niveles, en su caso puede ser necesaria una inspección del inmueble
  • Información contable y financiera, si se desea adquirir la cobertura de seguro consecuencial

Los programas de seguros empresariales requieren una constante revisión, cada cliente es único, y requiere una evaluación detallada de sus necesidades de aseguramiento, se debe de encontrar el paquete perfecto de coberturas que se ajuste a la actividad o giro de negocio, por eso se recomienda siempre acudir con un Asesor Profesional de Seguros.

En México, la mayoría de las grandes empresas nacionales cuentan con la protección de un seguro de riesgos catastróficos, en el caso de los grandes grupos multinacionales, éstos cuentan con programas mundiales de seguro y reaseguro para hacer frente a grandes catástrofes, es en el caso de las pymes donde hay un mayor rezago en este sentido, por la idea errónea que se tiene de que este seguro es muy costoso, pero es mucho peor no contar con tal protección. Lo adecuado es estar preparados, ya que por las características geológicas de México siempre se registrarán sismos.

El objetivo es que los dueños de pymes estén conscientes de que estar asegurado ayuda a minimizar las pérdidas económicas que éstas pueden enfrentar a causa de un temblor de gran magnitud, evitando así situaciones que pudieran terminar con el cierre definitivo del negocio.

*Eva Mellado, Director Técnico Adjunto Aon Risk

CRÉDITO: 
Eva Mellado*