Santander otorga 16 mdp en premios a innovadores

Foto EE: Natalia Gaia

A lo largo de 10 años, el Premio Santander a la Innovación Empresarial ha entregado 16 millones de pesos a universitarios mexicanos y en total, el banco ha apoyado con más de 1,500 millones a la educación superior del país mediante diversos programas, informó Marcos Martínez Gavica, presidente en México del banco español.

Durante la décima edición del Premio, que entregó apoyos por un total de un millón 600,000 pesos a seis equipos de emprendedores, Martínez Gavica resaltó que en este certamen participaron 4,200 universitarios de 185 instituciones educativas con 978 proyectos de negocios.

Se trata, dijo, de cifras récord ya que representan un incremento de 31% respecto a las iniciativas recibidas en 2014 y de 20% de participación en relación a la última convocatoria. En 10 años 15,000 jóvenes universitarios han presentado 4,500 proyectos.

“Gracias a la confianza de los universitarios y de las instituciones hoy contamos con el premio al emprendimiento universitario más importante de nuestro país, este voto de confianza nos compromete y vamos a redoblar esfuerzos y enriquecer continuamente este reconocimiento”, comentó.

El presidente del banco señaló que mientras el año pasado 80 jóvenes realizaron estancias de verano en Silicon Valley como parte de las becas Santander a emprendedores de alto impacto, este año 200 universitarios vivirán la experiencia en esa ciudad, además de Berkeley, Nueva York, Los Angeles, Washington, San Diego y San Antonio.

Aseguró que de los 2,000 millones de pesos que en una primera etapa se anunciaron para el programa Crédito Joven impulsado por el Gobierno Federal, Santander participará con alrededor del 30% (cerca de 600 millones).

Por su parte, Luis Videgaray, secretario de Hacienda y Crédito Público, reconoció que hoy día es muy complicado para los jóvenes conseguir un crédito para emprender un negocio, toda vez que no cuenta con historial financiero.

En su último acto como rector de la UNAM en el Premio Santander, José Narro destacó la importancia de este reconocimiento, ya que dijo México tiene una gran capacidad y una gran necesidad en materia de innovación; además va dirigido a los jóvenes mexicanos que tienen la fortuna de acceder a la educación superior.

Se trata, dijo, de un ejercicio de consistencia, que arroja resultados: de la primera a la décima edición, el número de proyectos se multiplicó cinco veces y el de las universidades cuatro veces, así como el de las personas participantes que creció 10 veces.

GANADORES

En la categoría de Innovación Empresarial, el ganador fue Semka Biomedical Technologies, del Tecnológico de Monterrey, integrado por Liza Paola Velarde Calvillo, Alejandro Abarca Blanco, Eduardo Javier Leal Treviño, Juan Felipe Yee de León.

La empresa desarrolló una prueba que, mediante una muestra sanguínea, permite aislar y extraer las células de cáncer de los pacientes para realizar pruebas posteriores con ellas. Con el pequeño aparato de bajo costo es posible obtener la información del tumor de paciente evitando así la realización de biopsias.

El segundo lugar fue para Astromex: producción, comercialización e industrialización de la palma de chapaya, de la Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas, dirigida por Esperanza Nayla Abadía Pérez.

El proyecto está enfocado en la producción y comercialización de la planta de chapaya, estableciendo una estrategia de uso sustentable de recursos forestales no maderables con el objetivo de aprovechar las inflorescencias con un sistema agro forestal en el que se plantará chapaya, y así introducir la especie en áreas deforestadas, lo que permitirá preservarlas además de que habrá generación de empleos.

En tercer lugar quedó Control Total de la Energía, de Luis Alberto Vega de la Mora y Ricardo López Ordaz, egresados de la Universidad Nacional Autónoma de México / Instituto Tecnológico de Morelia.

Control Total de la Energía, permite vincular al usuario con el uso de la energía que consumen, enviándoles alertas de anormalidades y proponiendo opciones para atenderlas; de igual forma envían un análisis del consumo energético para que el usuario observe los impactos de éste y así pueda haber reducciones, lo que trae consigo una disminución en el costo, así como beneficios ambientales.

En la categoría de Negocios de Impacto Social, el primer lugar fue para Laynko, de la Universidad Veracruzana, Instituto Tecnológico de Orizaba, Instituto Tecnológico Superior de Huatusco, Instituto Tecnológico de Minatitlán.

Laynko está integrada por José Manuel Sánchez Cortés, Rocío Guadalupe Solís Romano, Sahira del Carmen Morales Tejeda, Karina Ruiz Reyes, Antonio Marini Jácome, Luis Ángel Juárez Pacheco y busca desarrollar métodos de detección de enfermedades bacterianas, virales y síndromes. Mediante un “typhi test” diagnostican a personas infectadas con salmonella en cualquier etapa de la enfermedad a través de la orina.

El segundo lugar fue para Priali, del Instituto Politécnico Nacional y que está dirigida por Melani Neri Ramsey, quien busca disminuir los problemas generados en las zonas pesqueras del país originados por la alta presencia del “pez diablo”, el cual será almacenado en vez de desechado, para su traslado a la capital para su consumo.

El tercer lugar se lo llevó Meteorología y climatología para el desarrollo de la agroindustria mexicana, de la Universidad Anáhuac Norte, representada por María Fernanda Flores Porras y Yunuen Galindo Oliveras.

Es un pronóstico meteorológico que será desarrollado por un modelo numérico el cual generará pronósticos atmosféricos y oceanográficos, éstos se pueden anticipar con 21 días y las variables se hacen en coordenadas determinadas, haciendo las predicciones más exactas.

Los primeros lugares se llevaron un premio económico de 500,000 pesos, mientras que el segundo lugar recibió 200,000 pesos y 100,000 el tercer lugar. Además, cada equipo recibe una beca para un curso de emprendimiento en Babson College y asesoría de Ashoka y Venture Institute, entre otros apoyos.

[email protected]

CRÉDITO: 
Edgar Juárez y Angélica Pineda / El Empresario