Pone SE las reglas para administrar “austeridad”

Foto: Especial

Con recortes de cerca del 50% al presupuesto de lo que ejercieron el año pasado, los programas del Fondo Nacional del Emprendedor (FNE), del Desarrollo de la Industria del Software (Prosoft) y para la Productividad y Competitividad Industrial ya cuentan con las reglas de operación que los regirán en el 2017. La Secretaría de Economía dio a conocer dichos lineamientos en el Diario Oficial de la Federación (DOF).

La dependencia federal destinará 4,383 millones de pesos a subsidios, de los cuales 94.4% estará dirigido a programas sujetos a reglas de operación, como son el FNE (3,760 millones), el programa nacional de financiamiento al microempresario y a la mujer rural (7 millones), al Prosoft (215 millones) y al Programa de productividad y competitividad industrial (157 millones). El resto se dirigirá a proyectos para atraer inversión extranjera estratégica.

FNE, con menos convocatorias

A pesar de las declaraciones de algunos diputados de evitar un recorte a los recursos del FNE, al final el instrumento que administra el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) operará con un presupuesto de 3,760 millones de pesos, 48.2% menos que lo ejercido en el 2016.

De ese monto, 285 millones (7.59%) se destinará a promoción, operación, seguimiento y evaluación de proyectos, y del monto restante 75%, unos 2,605 millones de pesos se destinarán a convocatorias, mientras que 869 millones serán para proyectos de asignación directa, de acuerdo con las reglas de operación.

En el 2016, el Brexit provocó un recorte de 600 millones de pesos al FNE e impactó sobre todo a los convenios con los estados, que hasta 2015 recibían una base de 29 millones de pesos. Enrique Jacob Rocha dijo que Forbes que nueve estados del sur-sureste recibían seis millones de pesos más (35 millones), y los tres estados más pobres del país seis millones adicionales (41 millones).

Tras el “tijerazo” por el Brexit, los estados recibieron como base 20 millones de pesos, los que recibían 35 millones bajaron a 24 millones y los más pobres, Oaxaca, Chiapas y Guerrero, quedaron en 28 millones, señaló el presidente del Inadem. Se prevé que la brecha se amplíe en el ejercicio actual, como comentó María del Sol Rumayor, directora general de Programas de Desarrollo Empresarial del Inadem.

El FNE compactó sus convocatorias para este año. De acuerdo con el DOF, de las 19 convocatorias que lanzó en el ejercicio anterior operará en éste sólo con 14, distribuidas en cuatro categorías, de las cuales la número II fue la que más recursos tuvo el año pasado (890 millones) antes del recorte.

Las reglas de operación prevén que los gobiernos estatales obtengan recursos por proyectos estratégicos, al amparo de un convenio de coordinación y proyectos específicos. Los primeros deben involucrar a más de una entidad y pertenecer a un sector estratégico prioritarios, que varían según la entidad. Mediante convenios de coordinación, las entidades también pueden recibir recursos adicionales de las convocatorias 1.2 y 1.3 y cumplan con los lineamientos que marcan las reglas de operación.

El Empresario, convoctoria

contacto@elempresario.mx

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.