IPADE lanza programa para mujeres directivas

Foto: Especial

Sólo 10% del talento femenino ocupa puestos de alto nivel

El talento femenino en la industria de la tecnología ha tomado gran importancia, así lo demuestra SAP México y Centroamérica, donde el rol femenino, considerado como pieza fundamental en su estrategia de negocios, es el más representativo para la corporación a nivel directivo, ya que 30% de los empleados son mujeres.

Al respecto, Gonzalo Benedit, director general de SAP México y Centroamérica, destacó que la empresa está comprometida con el fomento de talentos que mejoren su funcionamiento en ambientes de trabajo basados en la innovación, aspecto que incluye la diversidad de género.

“En SAP promovemos las mismas condiciones en el lugar de trabajo en términos de derechos, beneficios, remuneración, horas laborales y las responsabilidades tanto para hombres como para mujeres, pues no consideramos que el género determine la calidad humana y profesional para llevar a cabo las tareas y responsabilidades de un puesto especifico”, señaló.

Por lo anterior y con el objetivo de impulsar la integración del talento femenino en la industria tecnológica, el Instituto Panamericano de Alta Dirección de Empresas (IPADE) inauguró el programa SAP Women Leading Change, que tiene como objetivo perfeccionar las habilidades de liderazgo de las mujeres al interior de esta compañía.

En este sentido, la directora del Centro de Investigación de la Mujer en la Alta Dirección (CIMAD) del IPADE, María del Carmen Bernal, detalló que “este programa cobra gran relevancia en el contexto nacional, ya que tan sólo 10% del talento femenino ocupa puestos directivos en las empresas que operan en nuestro país”.

Por otro lado, Carlos Ruiz González, director de los programas In-Company del IPADE, destacó el compromiso de la institución en el perfeccionamiento de las habilidades directivas de quienes hacen cabeza en la organización. Asimismo, se sumó al esfuerzo que realiza el CIMAD del IPADE, cuya misión está enfocada en potenciar el desarrollo humano y profesional de las directivas y empresarias.

“Estoy convencido de que este grupo de mujeres de gran talento están empeñadas en mejorar sus capacidades directivas y asumir el mayor de los retos: convertirse en líderes de su industria para poder transformar a su organización y la sociedad”, indicó.

[email protected]

CRÉDITO: 
Carlos Montes de Oca