Economía mexicana, en reparación

Foto: Archivo./ elempresario.mx

“El 2010 ha sido un año de reparaciones y correcciones por la contracción muy fuerte que se presentó entre septiembre del 2008 y agosto del 2010, aseguró Bart Pattyn, chief executive officer (CEO) y presidente de la Coface para América Latina.

En entrevista, el experto comentó que a partir del segundo semestre del 2009 y todo el 2010 la economía mexicana se encontró en un proceso de reparación y que no obstante el avance aún se perciben muchas cosas por hacer.

Lo anterior, a la luz de que sigue existiendo un número considerable de compañías que han reducido sus plantillas laborales, y “si esto pasa en muchas empresas y en muchos sectores al mismo tiempo la demanda interna se reduce”, aseveró el titular de la Coface.

Pattyn refirió: “No estamos en una situación de crecimiento, sino de reparar la contracción”.

Así pues, las perspectivas económicas de México en el 2011 son similares a lo que se ha visto en el 2010 y es posible que en el 2011 la economía mexicana llegue a tener el mismo tamaño que tenía antes de la crisis, es decir, en el verano del 2008.

Convaleciente

“Creo que la economía mexicana aún va a continuar en un periodo de convalecencia para después recuperar la tasa de crecimiento, pero con bastantes elementos que pueden traer incertidumbre”, afirmó.

Tales elementos de preocupación incluyen la situación de violencia que se vive en el territorio norte del país, el periodo previo a las elecciones del 2011 y el desempleo que está en camino a aumentar.

No obstante, con el escenario planteado anteriormente Bart Pattyn comentó que al sector de seguro de crédito le irá muy bien, pues los clientes valoran el servicio que tienen y que fue probado durante la crisis.

Asimismo, en su experiencia refiere que hacia el 2011 el sector automotriz podría enfrentar nuevos retos, toda vez que la estructura de producción ha cambiado, dado que ya no se producen tantos vehículos para exportar hacia Estados Unidos.

El sector turismo también tiene retos, pues refirió: “La imagen que ahora tiene México en el mundo se ve mucho más a través de la violencia que de las playas bonitas de la Riviera Maya”.

Por otro lado, mencionó que todo el sector de electrónicos podría verse beneficiado bajo la lógica de “si la gente viaja menos y si no compran coches pueden disponer de más dinero para gadgets”.

El experto en economía añadió que entre los sectores sin cambios estará el textil, toda vez que la manera de producir, gastar y consumir es muy similar.

[email protected]

CRÉDITO: 
Alma Saavedra, El Economista