Duplicarán en Jalisco la inversión en tecnología

Foto: Archivo/El Economista

Federación, gobierno estatal e IP aportarán recursos por 3,800 mdp para el sector

Nuevo Vallarta, Nay.- Con 3,800 millones de pesos canalizados a este rubro, el próximo año Jalisco duplicará su inversión en ciencia y tecnología. Dicha cantidad equivale a 0.4% del Producto Interno Bruto (PIB) de la entidad, aseguró el titular de la Secretaría de Innovación, Ciencia y Tecnología (SICyT), Jaime Reyes.

En el marco del XIII Congreso de la Industria de Alta Tecnología, que organizó la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti) occidente, el funcionario detalló que de ese monto, el gobierno estatal aportará 750 millones de pesos, 1,500 millones provendrán de la Federación y los 1,550 restantes serán aportados por la Iniciativa Privada y la academia.

Destacó que la inversión en ciencia y tecnología sufrió un atraso en el 2013, toda vez que la anterior administración estatal destinó al rubro un presupuesto de 0.2% del PIB, mientras que en el 2012 alcanzó 0.35 por ciento.

Nuestra meta es llegar a 1% del PIB al cierre del sexenio, que significa triplicar lo que antes se había hecho. La inversión en ciencia y tecnología significa muchos empleos, mucho desarrollo económico y la creación de nuevas empresas”, manifestó. Aunque reconoció que en algunos países es de hasta 2.5% del PIB.

Iletrados tecnológicos

Indicó, por otra parte, que al término del presente año, la mitad de los municipios de Jalisco contará con Internet libre en sus plazas públicas, escuelas y hospitales, y para el 2014, las 125 demarcaciones del estado estarán conectadas a la red.

El objetivo es reducir la brecha digital y mejorar la calidad de vida de los jaliscienses, agregó.

“Los contenidos que tenemos que poner encima de la base de Internet son con plataformas eminentemente sociales; es algo esencial, porque ahora los iletrados no solamente son quienes no saben leer y escribir, también son quienes no saben usar una computadora, navegar en Internet o manejar un móvil”, manifestó.

[email protected]

CRÉDITO: 
Patricia Romo, El Economista