Acciones de inventario ante cambios en el mercado

La gestión de compras de inventarios es una de las actividades más importantes para cualquier tipo de empresa, ya que es la base primordial para la creación de nuevos productos o del cumplimiento de servicios contratados por parte de sus clientes.

Por esa razón, el inventario de cada compañía varía en su complejidad y tamaño. Depende de las necesidades, compromisos y objetivos trazados, así como de la estabilidad que tenga el mercado en el que se desenvuelven. Aquí presento cinco decisiones de inventario que pueden ayudar en la gestión administrativa de una empresa:

1. Establecer relaciones entre necesidades probables y abastecimiento de producto. Para hacer este tipo de planeación, es necesario tener una visión de mediano y largo plazo, que nos permita anticiparnos a los cambios en las necesidades del rubro al que dediquemos los esfuerzos de la empresa.

2. Clasificar inventarios. Cualquier organización debe contar con una clasificación de los recursos disponibles y conocer el tiempo del despacho de los mismos, ya sea por durabilidad, caducidad o venta, a través de un monitoreo continuo; con ello, siempre se podrán tomar decisiones rápidas ante cualquier eventualidad.

3. Mantener costos de abastecimiento bajos. Para mantener una buena rentabilidad en la empresa, se debe tener la menor cantidad de inventario posible; pero al mismo tiempo contar con una cantidad oportuna que permita brindar una buena atención y venta a los clientes, es decir, llegar a un equilibrio de costo/beneficio.

4. Desechar e intercambiar los activos no productivos. De nada sirve contar con inventarios que no den algún rendimiento a la compañía. Por ello, habría que desechar lo que no funcione o mejor aún, intercambiarlo por algo que pueda representar un beneficio.

5. Evalúa el desempeño de los proveedores. Para ello, se recomienda llevar un registro del rendimiento de cada uno de ellos, sabiendo diferenciar en qué tipo de productos tienen su área de expertise, fortalezas y debilidades, así como los precios, calidad, tiempo y cumplimiento en la entrega de productos.

Con este tipo de sistematización, vigilancia y mantenimiento del equilibrio de inventarios, es posible estar mejor preparados para enfrentar cambios de mercado y entornos complicados. En lugar de que se conviertan en un problema, nos aseguramos de que los materiales y productos disponibles, jueguen un rol a favor del alcance de los objetivos de crecimiento de nuestra empresa.

El autor es Eric Mergenthaler, Director General de Active International México
[email protected]

FB: facebook.com/activeinternationalmexico/
TW: @ActiveIntl
E- Mail: [email protected]
www.activeinternational.mx